CIENCIA AVANCE DECISIVO


China y EE.UU. ratifican acuerdo de París contra el cambio climático

Los presidentes Xi Jinping y Obama sellaron su compromiso en el inicio del G20. El anuncio podría acelerar su entrada en vigor.

Liderazgo. Obama y Xi Jinping ayer en Hangzhou, donde entregaron el documento a Ban ki-Moon.
Liderazgo. Obama y Xi Jinping ayer en Hangzhou, donde entregaron el documento a Ban ki-Moon.
Foto:AFP
Estados Unidos y China, los dos países que más contaminan en el planeta, anunciaron este sábado en Hangzhou la ratificación del histórico acuerdo de París para limitar el calentamiento global, un anuncio que podría acelerar su entrada en vigor.

“Creo que al final se demostrará que ése fue un punto de inflexión para nuestro planeta”, dijo Barack Obama en referencia al acuerdo de diciembre pasado, que calificó como “el momento en el que decidimos salvar el planeta”. Y agregó: “Cuando hay voluntad y ambición, y cuando hay países como China y Estados Unidos listos para mostrar liderazgo y predicar con el ejemplo, es posible crear un mundo más próspero”.

En una ceremonia con su homólogo Xi Jinping en la ciudad china, donde se celebra el G20, ambos líderes entregaron al secretario general de la ONU, Ban ki-Moon, los documentos que oficializan la ratificación. “Han dado un gran impulso para que el acuerdo entre en vigor. Soy optimista sobre el hecho de que podremos lograrlo antes de que acabe el año”, dijo Ban.

El acuerdo tiene el objetivo de limitar el aumento de la temperatura global a un máximo de dos grados centígrados con respecto a los niveles preindustriales.

Juntos, Estados Unidos y China representan un 40% de las emisiones de CO2. China, que todavía produce más del 70% de su energía a partir del carbón, es responsable de cerca del 24% de las emisiones mundiales. Según el texto, el gigante asiático se compromete a alcanzar su pico de emisiones de CO2 en 2030, mientras que EE.UU. deberá reducirlas en un 28% en menos de diez años.
Para que el acuerdo entre en vigor en 2020, tal y como está previsto, tienen que ratificarlo al menos 55 países que representen el 55% de las emisiones mundiales. Hasta ahora 24 países habían ratificado el acuerdo, pero en su mayoría eran pequeños Estados insulares que representan sólo una pequeña parte de las emisiones (menos del 1%).

Repercusiones. “Por fin el mundo tiene un acuerdo del clima con EE.UU. y China como partes implicadas. Esto marca una nueva era en los esfuerzos globales contra el cambio climático”, consideró en un comunicado Jennifer Morgan, directora ejecutiva de Greenpeace Internacional. Morgan estima que ahora China y EE.UU. “necesitan aumentar e impulsar sus esfuerzos para trazar un futuro que evite las peores consecuencias” del calentamiento global de la atmósfera.

Desde la oficina de Greenpeace en China, el experto en cambio climático Li Shuo también celebró el nuevo compromiso de los dos países más contaminantes del planeta, pero consideró que la ratificación no debe ser vista como “el final”, sino como el “principio de la acción global”.
Una de las cuestiones claves es la de las subvenciones a las energías fósiles, que muchos gobiernos siguen otorgando. “Hablar de ‘triunfo’ en París y continuar dando generosas subvenciones no sería compatible” con el acuerdo e incluso “hipócrita”, explicó Li Shuo.

R.P.