CIENCIA DIA MUNDIAL DE LA ENFERMEDAD

Para prevenir cánceres, aplican la vacuna del VPH a varones

Es porque en los hombres el virus puede causar tumores en boca, pene y ano. La inmunización es obligatoria y gratuita para los chicos de 11 años.

Pinchazos. Son dos dosis, con un intervalo de seis meses.
Pinchazos. Son dos dosis, con un intervalo de seis meses. Foto:Shutterstock.

Al ser el principal responsable del cáncer de cuello de útero (CCU), está íntimamente asociado a lo femenino. Sin embargo, el virus del papiloma humano (VPH) también es cosa de hombres. Y mucho más de lo que podría pensarse, porque ellos no son simples portadores pasivos, que a lo sumo contagian. Hoy se sabe que el VPH es la causa detrás del 95% de los casos de cáncer de ano en varones; en el 75% de orofaríngeo (principalmente, base de lengua y amígdalas) y en el 60% del de pene.

Si bien estos tumores suelen ser mucho menos frecuentes que el CCU, el impacto para los afectados es enorme. “En la Argentina, el 70% de los hombres está infectado con el VPH. Eso no quiere decir que vayan a enfermar, pero es un riesgo”, señaló Silvio Tatti, jefe de la División de Ginecología del Hospital de Clínicas. Debido a este escenario, y a la necesidad de disminuir las tasas de CCU en el país –el segundo tipo de tumor maligno más frecuente entre las argentinas–, se decidió agregar al calendario nacional de inmunizaciones la indicación de la vacuna contra el VPH para todos los varones de 11 años, nacidos a partir de 2006.

Desde el Ministerio de Salud de la Nación aseguran que las 24 provincias comenzaron a aplicarla en la primera semana de enero. Para que el esquema esté completo y la vacuna sea efectiva, los niños –al igual que las niñas de esa edad– deben recibir dos dosis, con un intervalo mínimo de seis meses entre ellas. “Se decidió incorporarla para los hombres porque se demostró que con coberturas en mujeres menores al 70% del esquema completo, como sucede en nuestro país, sumarlos es una medida costo efectiva: por efecto indirecto, al contribuir a la disminución del cáncer de cuello uterino, nuestra meta principal; y porque, de manera adicional, se previenen cánceres en varones”, explicó Susana Devoto, flamante directora de Control de Enfermedades Inmunoprevenibles (Dicei).

“Se cumple una recomendación que avala la equidad de género”, celebró por su parte Charlotte Russ, del Comité de Infectología de la Sociedad Argentina de Pediatría. Si bien Russ no considera que los varones sean una población más  difícil para lograr que se inmunicen contra el VPH, destaca el rol clave del pediatra a la hora de indicar la vacuna. “Es el profesional que asesora sobre vacunas a todo el núcleo familiar”, enfatizó.

El VPH es la enfermedad de transmisión sexual más común en todo el mundo. En general, la infección se resuelve sola; pero cuando esto no sucede, pueden aparecer diversas formas de cáncer. También está detrás del 90% de las verrugas genitales, que afectan a ambos sexos. Existen más de cien subtipos del virus, pero los más frecuentes y riesgosos son el 16 y el 18. La vacuna protege contra ambos. Aunque en la Argentina no hay cifras oficiales, en Estados Unidos aproximadamente uno de cada tres cánceres relacionados con VPH afecta a varones. Hoy se conmemora el Día Mundial del Cáncer, bajo el lema “Nosotros podemos, yo puedo”. La iniciativa busca aumentar la conciencia y llamar la atención sobre el hecho de que todos, a nivel individual y colectivo, pueden ayudar a prevenir y controlar el cáncer.

Impacto. Días atrás se publicó en la revista JAMA Oncology el primer estudio de base poblacional realizado en EE.UU. sobre la prevalencia de la infección genital con VPH en hombres estadounidenses. Entre los principales resultados se destaca que el 45% está infectado con el VPH (porcentaje menor al de los argentinos); que, a diferencia  de lo que ocurre en las mujeres, en ellos la infección puede permanecer toda la vida; y que un cuarto de los infectados tiene, al menos, uno de los subtipos de alto riesgo. “Es un estudio muy interesante, sobre todo porque demuestra que el 25% de los que tienen VPH presenta alguno de los serotipos relacionados al cáncer. Eso es muy alto”, reflexionó Gonzalo Gómez Abuin, oncólogo del Hospital Alemán.

De acuerdo con la investigación, además, en EE.UU., donde se recomendó la inmunización a varones ya en 2012, la tasa de vacunación es del 10,7%. “Todos piden la cura del cáncer, y la vacuna permite prevenir; justamente, un paso anterior a la necesidad de curar”, advirtió Gómez Abuin sobre la importancia de aplicarla a los niños. Con la nueva indicación en varones, más la campaña que se lanzó  en 2016 para que las niñas nacidas a partir de 2000 inicien o completen el esquema, el objetivo es detener al VPH.  Asimismo, lograr mejor salud para los hombres y evitar la muerte de 1.800 mujeres por CCU cada año.

Además de la vacuna contra el VPH en varones, en 2017 se incorporó al calendario la vacuna contra el meningococo en niños y el neumococo en mayores de 65.