CIENCIA FUNDACION BUNGE Y BORN

Premian a investigadores en fisiología de los cultivos

“La noticia me tomó por sorpresa. Lo veo como un reconocimiento a mi trayectoria y la suerte que he tenido de trabajar con investigadores de primera línea”, le dijo el ingeniero agrónomo Antonio Hall a PERFIL horas después de conocer que había sido elegido como el ganador del premio Fundación Bunge y Born, que este año conmemora su 50º aniversario. Investigador del Conicet, profesor emérito de la UBA ya académico de número de la Academia Nacional de Agronomía y Veterinaria, Hall es uno de los pioneros en el país en realizar estudios en ecofisiología; esto es, en el funcionamiento de los cultivos. De hecho, en estos momentos está en la Universidad del Estado de Carolina del Norte, en EE.UU., “documentando las respuestas de las raíces de dos tipos de maíz a la sequía”.

La Fundación otorgó también el Premio Estímulo a Jóvenes Científicos a María Elena Fernández, investigadora adjunta del Conicet en el INTA, quien estudia la resistencia de las especies forestales al estrés hídrico. Los reconocimientos se entregarán el próximo 28 de agosto y consisten en un diploma, una medalla de oro y una suma que en esta edición rondará los $ 500 mil para el premio “mayor”,  y otra de plata y una suma de $ 150 mil para el premio estímulo.



Florencia Ballarino