CIENCIA LINO BARAÑAO

“Siempre tuvimos que pelear cada incremento de fondos para el sector”

El actual funcionario de Cambiemos fue el blanco de las críticas de la comunidad científica por un eventual recorte presupuestario para 2017 y hasta enfrentó rumores sobre su renuncia.

Apoyo. Baraño, el jueves en Diputados, donde consiguió aval para plantear modificaciones al proyecto de ley de presupuesto.
Apoyo. Baraño, el jueves en Diputados, donde consiguió aval para plantear modificaciones al proyecto de ley de presupuesto. Foto:Telam
No fue una semana fácil para Lino Baraño, al frente del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva desde 2008. El actual funcionario de Cambiemos fue el blanco de las críticas de la comunidad científica por un eventual recorte presupuestario para 2017 y hasta enfrentó rumores sobre su renuncia.

Barañao reconoce ante PERFIL que la posición de alerta de los científicos por el recorte de fondos para el sector es adecuada y conveniente. “Los números son elocuentes, hay claramente una diferencia significativa. Pero históricamente los primeros presupuestos se hacen sobre un escenario más pesimista y después, con el correr del año fiscal, se va corrigiendo. Siempre tuvimos ese problema. Nunca nos han dado un cheque en blanco de entrada, siempre tuvimos que pelear cada incremeneto presupuestario sobre la base de objetivos claros. Confiamos en que esto se va a ir revirtiendo en la medida en que la economía evolucione”, le aseguró Barañao a PERFIL.

—¿Hay una decisión del Ejecutivo de priorizar el Conicet en detrimento del ministerio?
 —No, nosotros movilizamos una partida para garantizar que el Conicet tuviera los fondos necesarios. De todas formas, el Conicet aún tiene un déficit en lo que hace a los gastos de funcionamiento. Hubo una recomendación del Presidente de corregirlo en algún momento. Me consta que hay una decisión de Mauricio Macri de apoyar al sector. Eso se ha evidenciado con su presencia en Pipinas, cuando se presentaron el plan espacial y los proyectos estratégicos del ministerio.

 —¿Habló con Macri sobre el Presupuesto 2017?
—Hablé con el vicejefe de Gabinete (Marcos Quintana). Todos los ministerios tuvieron un ajuste, excepto sectores que se quiere priorizar en el corto plazo, como la Anses, la obra pública, o transferencias a las provincias. Una lógica comprensible, cuando uno explicita que hay un 30% de pobres. El Ejecutivo tiene la obligación de apelar a todos los recursos para reactivar la economía lo más rápido posible. CyT es una área que da resultados a más largo plazo. A veces se piensa que se puede aguantar un tiempo pero en nuestro caso no podemos porque tenemos compromisos aumidos: hay investigadores que firman contratos para ser financiados por tres o cuatro años. No puedo no pagar esos subsidios. Llegado el momento, la plata va a tener que estar. Confío en tener los fondos para cumplir con esos compromisos.

—¿Planteado así el presupuesto para 2017, corren peligro algún programa o beca del ministerio?

—Por ahora, tenemos para empezar la ejecución del primer trimestre –y probablemente el segundo– sin mayores cambios. A partir de ahí, veremos cómo viene el presupuesto y solicitaremos alguna modificación. Tenemos algún financiamento externo que no está definido en cuanto a la cifra. Por ahora nuestro plan, lo que hemos anunciado oportunamente, sigue su curso.

—Cuando asumió la gestión con Macri dijo que su continuidad en el cargo estaba sujeta a tener presupuesto. ¿Piensa seguir al frente del ministerio?

—Reitero lo que dije: mi continuidad está sujeta a conseguir los fondos para poder ejecutar los programas que considero imprescindibles. Lo que hay por ahora es una propuesta. Y mi experiencia indica que entre la propuesta inicial y lo que se ejecuta finalmente hay diferencias. Hasta que no haya una situación concreta de falta de presupuesto, voy a continuar en el cargo.

—Esta semana hubo rumores sobre su renuncia....
—Hace 13 años que mi tarea es conseguir plata para el ministerio, y hasta ahora me ha ido bien. Hay algunos investigadores que piensan que no tiene sentido que avale una política que consideran poco conveniente para la CyT. Sería el primer caso de un grupo que pretende que venga un funcionario peor. Hay algunos que apostaron a que Cambiemos iba a ser dañino para la ciencia y quieren ver que eso ocurra. Ceeo que esa posición es absurda. Venimos trabajando desde hace 13 años. Es una tarea que brinda resultados en un período mucho mayor que un gobierno