COLUMNISTAS

Ordenan a los dos contrincantes subir al escenario juntos para mostrar unidad

El jefe de Gobierno porteño quiere que, cualquiera sea el resultado, aparezca como un triunfo del PRO. Dará un discurso con mensaje nacional para fortalecer sus aspiraciones.

PERFIL COMPLETO

Foto:Facebook
Mauricio Macri intentará transformar hoy el triunfo del PRO en las primarias porteñas en su primer acto de su campaña presidencial. La idea que dejaron trascender en el macrismo es que el jefe de Gobierno porteño aprovechará que, según sus cálculos, el espacio estará superando el 45% en la primaria para capitalizarlo como propio y que logre tener un impacto nacional.
Así, quiere sumar otro distrito más tras la victoria de Miguel del Sel en Santa Fe el domingo pasado y la de Alfredo Cornejo en Mendoza. A ello se le puede agregar el cierre de la UCR con el PRO el viernes en Córdoba que llevará a Oscar Aguad como candidato a gobernador con un armado competitivo que incluye a Luis Juez.
Por ello el acuerdo al que llegaron los jefes de campaña de Larreta y Michetti es que, antes de las 22, se subirán el escenario los candidatos (el ganador y el derrotado) junto a los ministros y los diputados. Allí Macri confirmará los resultados y dará un discurso breve nacionalizando las PASO porteñas. “Mañana (por hoy) gana el PRO y Mauricio va a festejar eso”, resumió uno de sus asesores.
Ayer el jefe comunal aprovechó su día de descanso. Tras haber recorrido Córdoba y Chaco anteayer, se refugió en la quinta de la familiar del clan Macri, “Los Abrojos”–  en Villa de Mayo, San Miguel  –donde cada uno de los hijos de Franco tiene una casa.
Paralelamente el búnker de campaña fue un tema que mantuvo en debate a larretistas y michettistas. En la última reunión no terminaron de ponerse de acuerdo.
En principio está claro que en cuanto se cierre el comicio, a las 18, los jefes de campaña, Fernando de Andreis (Larreta) y Federico Pinedo (Michetti) saldrán al escenario a decir algunas palabras. Como siempre, felicitarán a los vecinos y a la democracia.
Está previsto que cerca de las 20 horas otro vocero del PRO salga a decir algunas palabras, pero no está claro quién dado que puede estar de un lado o del otro.
“El problema es a qué hora se reconoce el ganador. Queremos que sea antes de las 22 para que Mauricio hable antes que la gente vaya a ver una película o a cenar”, describe uno de los ministros porteños.
Por lo pronto en el búnker compartido en Costa Salguero tomaron recaudos: hubo una restricción para que no ingresen militantes territoriales ni de uno ni de otro por temor a desmanes.
La pelea en el territorio promete ser ardua en varias comunas. Sí estarán los miembros del gabinete ampliado (con subsecretario y directores generales), candidatos a legislador porteño, diputados nacionales y cada candidato podrá invitar unas cien personas. Macri llegará pasadas las 20 horas, pero los candidatos llegarían una hora antes.

Ezequiel Spillman