INTERNACIONAL CUMBRE DEL GRUPO RIO

Uribe admitió que violó soberanía territorial, pero no se disculpó y acusó a Ecuador de cómplice de las FARC

El presidente de Colombia defendió la acción militar de su ejército en Ecuador. Dijo que no informó a ese país "por temor a que fracasara".

default
default Foto:Cedoc

Ante la mirada sorprendida de su colega ecuatoriano, Rafael Correa, el presidente colombiano, Alvaro Uribe, reconoció este viernes que no informó a las autoridades de Ecuador sobre el ataque contra las FARC que Colombia llevó adelante en territorio de aquel país la semana pasada, porque temía que la operación fracasara.

"Reconozco que no le informé del operativo", dijo Uribe dirigiéndose al mandatario ecuatoriano durante la cumbre del Grupo de Rio que tiene lugar en la capital de la República Dominicana, y argumentó que tomó esa decisión porque " no hemos tenido cooperación del presidente Correa en la lucha contra el terrorismo".

"El operativo era contra uno de los más tenebrosos terroristas en la historia de la humanidad", agregó Uribe aludiendo a Raúl Reyes, el número dos del grupo guerrillero, abatido durante el operativo.

"Aceptamos que violamos soberanía territorial, pero llamo a la reflexión internacional para que considere que también hay violación de soberanía cuando desde otro país se sufren ataques constantes. Y desde territorio ecuatoriano las FARC mandaron 40 tanques desde 2004 a la fecha", siguió argumentando Uribe para justificar la acción desarrollada en Ecuador.

"Hay una soberanía más importante que la territorial, que es el derecho de un pueblo de no ser atacado", continuó.

Sobre las posturas que tanto el gobierno de Correa como el de Hugo Chávez en Venezuela adoptan hacia la organización guerrillera, el presidente colombiano dijo que "para ellos las FARC es una organización insurgente del pueblo".

"Pero estos bandidos no son insurgentes, sino sanguinarios contra la democracia", completó Uribe, quien en todo momento intentó justificar la acción militar de su gobierno en territorio ecuatoriano.

" No puedo aceptar que Ecuador diga que no tiene relación con las FARC", fue alguna de las frases vertidas por el mandatario para argumentar el motivo de su decisión de realizar la operación en ese país. "La verdad de Rafael Correa no está completa", continuó diciendo Uribe, quien dijo que su colega ecuatoriano tuvo hacia su gobierno "las exigencias de las FARC" cuando "nos ordenó suspender las fumigaciones" en la zona fronteriza entre ambos países.

"No me aplique ese cinismo del comunismo con que engañan a sus pueblos", fue lo último que dijo Uribe a Correa cuando ya se había cedido nuevamente la palabra al presidente ecuatoriano para que efectuara su descargo.


Redacción de Perfil.com


Temas: