TRAS SU PASO POR LA "BOICOTEADA" EXPOSICIÓN RURAL  

Cobos Tour: ¿Qué lugares podría visitar el vicepresidente para irritar (aún más) a los Kirchner?

El mendocino, ya sin aliados en el Gobierno, hace la suya. Ya fue a la Rural ¿Cómo seguirá? Vea a Cleto, versión Batman, en el blog de Dr. Lecter.

Foto: Fotomontaje Angelus

Desde su voto "no positivo", cada acción del vicepresidente, Julio Cobos, rompe los esquemas verticales del Gobierno kirchnerista. Aunque en la actualidad está sólo en el Gobierno, no se achica y hace la suya. Ayer, conmocionó a la Exposición Rural con su visita; fue recibido como un héroe, un patrono rural, una estrella del campo. ¿Cómo sigue el Cobos tour que pone nervioso al Gobierno?

Para continuar con la temática agropecuaria, el mendocino podría visitar Gualeguaychú y hacer lo que todos los turistas hacen: buscar a Alfredo De Angeli. Una foto con el entrerriano, en sus pagos, enojaría de sobremanera al Gobierno y, además, sería una buena manera para que el titular de la Federación Agraria local devuelva el gesto que tuvo el vice al recibirlo en el Senado.

Luego, en el marco de un "finde" por el interior disidente del país, debería cruzarse en auto (como prefiere viajar) el puente Rosario-Victoria y visitar la cuna de la Bandera, donde el 25 de mayo cerca de 300 mil personas se reunieron para apoyar al campo. Allí, lo ideal sería verse con el gobernador Hermes Binner (que tendría que acercarse desde Santa Fe) y debatir las cuentas pendientes del tesoro nacional con la provincia. Una receta infalible para insuflar bronca en Balcarce 50.

Más tarde, de Rosario a Córdoba para una instantánea con Juan Schiaretti en el caldeado clima de las sierras. Adelantándose a Massa –que aún no contestó el pedido del cordobés– Cobos podría iniciar gestiones por la Caja de Jubilaciones y, de paso, también ver al verborrágico líder opositor Luis Juez, que cada vez que puede gasta a la Presidenta por soberbia, para analizar las bases de una nueva concertación, sin kirchnerismo mediante. Por último, que mejor que hacerse una escapada a San Luis, cerca de su Mendoza natal, para un cónclave, quizás hasta un asado, con los hermanos Adolfo y Alberto Rodríguez Saá.

En su regreso a Buenos Aires, un punto que le otorgaría rédito sería recorrer los pasillos del "patoteado" INDEC. En el organismo, para conseguir aplausos de los empleados de ATE que denuncian persecuciones y destrozos tendría que exhortar a su compañera de fórmula, Cristina, a oxigenar la secretaría de Comercio con la salida del polémico Guillermo Moreno. Tras lo que debería dirigirse a la sede de la flamante CGT Azul y Blanca , de Luis Barrionuevo, haciendo que se atragante Hugo Moyano, titular de la otra CGT, la kirchnerista.

El broche de oro del Cobos Tour, el que más encresparía al matrimonio Kirchner, sería una clase magistral en la Escuelita del ex presidente Eduardo Duhalde , en el Movimiento Productivo Argentino, por la que ya han pasado José Manuel de la Sota, Jorge Busto, Alberto Rodríguez Saá y José Octavio Bordón, entre otros opositores.

Para usted: ¿Qué otros lugares podría visitar el vicepresidente? Opine en los comentarios.

(*) Redactor de Perfil.com

G Plus

Facebook

Twitter

¿Te gustó este artículo?
Temas
 

Comentarios

Comentá en Perfil.com

Para comentar debes estar logueado,
ingresá a través de: