UN ÍCONO DE LA DÉCADA DEL 90  

Reapareció Adelina de Viola con Macri y Rodríguez Saá

De la pizza con champagne a los negocios puntanos, la ex funcionaria menemista no oculta su cercanía con el gobernador de San Luis. Galería de imágenes . Galería de imágenes.

Foto: Gobierno de San Luis

Sonriente, entre el gobernador de San Luis, Alberto Rodríguez Saá, y el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri. Así se la vio a Adelina Dalesio de Viola, un ícono de la década menemista reconvertida hoy en una pujante consultora que intercala sus días entre Buenos Aires y San Luis. No es casual que su rostro vuelva a verse cuando los rumores de una alianza entre Macri y los Rodríguez Saá son cada vez más fuertes; Adelina tiene una seducción natural hacia los poderosos.

Negocios puntanos. "Tiene vínculos desde hace mucho tiempo con los Saá, hace negocios, vende paquetes de programas, realiza consultorías en toda una serie de cuestiones, siempre con bajo perfil", aseguró a Perfil.com el ex diputado Jorge Daffra, férreo opositor a los Rodríguez Saá. La ex militante de UCEDE que abrazó al menemismo con fervor y hasta llegó a posar para una tapa de la revista Noticias con una remera a favor de la re-reelección del riojano en 1999, es socia de SERTRIB S.A., una consultora radicada en San Luis que, desde 2005, presta servicios tributarios, fiscales y financieros.

El negocio que lleva adelante junto a Santiago Lozano, un viejo compañero de militancia, y a Ricardo Alfredo Cossio, otro ex menemista que estuvo a cargo de la AFIP en los 90, va viento en popa: en julio de este año aumentó su capital social de $12.000 a $60.000. La consultora también participa como auspiciante del empredimiento San Luis Digital, una de las empresas más ambiciosas de los hermanos Saá.

El lazo que une a Adelina de Viola con los Rodríguez Saá es fácil de comprobar. Basta con ver las fotos oficiales de la visita de Mauricio Macri a la provincia el fin de semana para rubricar su cercanía: figura en todas las imágenes como parte del círculo íntimo del gobernador. Perfil.com se comunicó con la oficina que Dalesio de Viola y Lozano tienen en Buenos Aires y un secretario aseguró que a la ex menemista "sólo la une una relación de amistad a los Rodríguez Saá". 

Además, explicó que su viaje de fin de semana a San Luis no respondió a motivos políticos, sino para acompañar "como amiga" a Alberto Rodríguez Saá durante la visita del jefe de Gobierno porteño, reiteró. No es lo que afirma Daffra, quien comentó a Perfil.com que varias personas con llegada a reuniones de funcionarios la han visto a ella sentada en la mesa directiva del poder puntano. 

La vuelta. "No es extraño que ahora que la derecha se une, aparezca Adelina", marcó el ex diputado. En San Luis, Dalesio de Viola vuelve a palpar de cerca el poder y se codea con el gobernador y los ministros. A pesar de que en su entorno hayan negado la posibilidad de volver a la política ("está alejada desde hace 14 años y no piensa regresar", dijeron personas cercanas a ella en 2007, cuando se la vio junto al gobernador puntano en la campaña presidencial 2007), y lo ratifiquen en la actualidad, ella ha vuelto a ser protagonista, como muestran las fotografías oficiales.

La ex interventora del Banco Hipotecario que quedó envuelta en denuncias de corrupción por el cobro de sobresueldos y enriquecimiento ilícito y que hasta quiso explotar su fama al registrar 50 rubros bajo la marca "Adelina" (desde dentífricos, tinturas, juguetes, árboles de navidad y vestidos hasta productos agrícolas, cubiertos, autos, aviones, bebidas alcoholicas y armas de fuego, minuciones y explosivos), regresó. Su sonrisa así lo demuestra.

(*) redactor de Perfil.com.

G Plus

Facebook

Twitter

¿Te gustó este artículo?
Temas
 

Comentarios

Comentá en Perfil.com

Para comentar debes estar logueado,
ingresá a través de:


 

Mirta

27-07-2013 | 09:32


Vieja ladrona junto a Menem y María Julia vinieron para hacer la nueva política y terminaron enriqueciéndose hasta el hartazgo

Últimas noticias
Fotogalerías