Las fotos de Vanucci desataron la polémica

Por sus imágenes para la revista CARAS podría ser denunciada por apología a la violencia. Hablan los especialistas.

Su pelea al aire con el panel de Intrusos en el Espectáculo y su pedido, a los gritos, para que dejen su vida privada en paz parecen haber tenido un efecto muy breve para la pública vida de Victoria Vanucci. Es que la modelo, una vez más, aprovechó la nota de tapa de la revista CARAS para contar un poco más de su intimidad con Cristian Fabbiani, y las fotos que ilustraron la nota desataron la polémica.

“Jamás pensé que sería violento”, asegura la modelo, y las imágenes -toda una producción- la muestran con una corona de espinas, con un un vestido blanco roto y manchado con sangre, con los brazos cortados y con un corazón que dice “pain” ("dolor" en inglés). En algunas imágenes Vanucci ríe; en otras, sugiere dolor.

Las fotos, en el contexto de una mujer que denunció haber sido maltratada, impulsaron a la titular de la Dirección General de la Mujer de la Ciudad de Buenos Aires, Guadalupe Tagliaferri, a evaluar si valía la pena denunciar por apología de la violencia doméstica a la morocha. Varios especialistas en el tema coinciden y hablan de mal gusto, de un mensaje negativo hacia las mujeres que padecen la violencia y de la banalización de la problemática.

“No sé con que objetivo Vanucci hizo la producción, no sé que alcance mental tiene ella, no sé tampoco si la han convencido por una buena suma de dinero”, se pregunta Liliana Alicia González, abogada, licenciada en criminología, especialista en violencia familiar y Presidenta del Centro de prevención y asistencia de la violencia familiar y social (Ceprevi). Sin embargo, la especialista asegura que el mensaje de la nota es nocivo: “Creo que hay una foto donde ella está sonriendo. Eso es como avalar esa posición de 'sufro violencia pero me la banco'. Está bien, pero no es el mensaje adecuado. El mensaje es irse”, agrega González.

“Ella saco los elementos cortantes de la casa. Seguramente él la amenazo. Pero después sale en una tapa con supuestos cortes. Creo que esto hay que tomarlo como que él está enfermo, pero ella también”, analiza la abogada, y explica que todo el caso y su difusión se presta a generar confusión. “Ella hizo la denuncia según dijo para asustarlo. Lo manifestó abiertamente. Esa no es la salida. La Justicia no está para asustar a una persona y lamentablemente todos los mensajes que surgen indican que es muy difícil salir. Aquellas mujeres que pasan por una situación de violencia se van a ver absolutamente apañadas".

En cuanto a las reacciones que provocó la nota de CARAS, González asegura que en su mayoría fueron de repudio. De hecho, desde que salió la revista, Ceprevi, en su página de Facebook, expuso el caso, y lo que se desencadenó fue una ola de respuestas negativa contra Vanucci.

Violencia y medios. Por su parte, a la licenciada en psicología María Beatriz Müller, presidenta de Salud Activa, las fotos de la revista le parecieron una “ banalización” de la situación. “A mi me resulta un poco confuso, no sé cuál es la intecionalidad de las fotos, el objetivo. No me parecen fotos adecuadas”, explica Müller.

“Quizá es la manera que ella tiene para poder salir. Estar sumida en una situación de violencia es muy difícil y es complejo romper con eso”, explica Müller. Pese a buscar dar con una respuesta por el lado de la intencionalidad de la modelo, la psicóloga asegura que el tema debería haber tenido otro tratamiento y no sólo en la última edición de la revista CARAS, sino en todos los medios que vienen hablando de la separación y las denuncias de maltrato que Vanucci hizo públicas.

“Lo que me preocupó mucho es ver como los medios han tratado el tema. En muchos casos han vuelto al viejo mito: ¿Por qué se queda?, ¿Por qué no lo deja? ¿ Por qué permitió que Tinelli la tocara? Se la pone a ella en el lugar de culpable. El mensaje, así, esta distorsionado. Habla gente que no entiende nada de violencia familiar y todo esto esta generando mucha confusión. Quizá le sirva a Vanucci personalmente pero no es útil a las miles de mujeres que están sumidas en una situación de violencia familiar”, redondea Müller.

Otra mirada. La doctora Raquel Rascovsky de Salvarezza, medica psicoanalista y Full Member de la Asociación Psicoanalítica Argentina (APA) y de la Asociación Psicoanalítica Internacional (IPA), tiene otra visión sobre el asunto. “A mí me parece que las mujeres con esto han dado vuelta algo. Yo trabajé con mujeres golpeadas. Se acurrucan, se sienten mal, quedan en situación de desprotección y socialmente no se las acompaña. Por eso, creo que esta denuncia es una denuncia valiente, con los medios que Vanucci tiene. Es una vedette y hace como vedette una denuncia del maltrato”.

Para Rascovsky de Salvarezza, entonces, el mensaje de la revista es “que hay que delatar las cosas y hablar. Es: 'chicas, por favor, denuncien como puedan, pero denuncien'”. “Yo le veo el lado positivo, de una denuncia hecha como se puede por una persona que se dedica a la exhibición”, sintetiza la psicoanalista.

Aclaración. A raíz de la polémica, la revista  CARAS emitió un comunicado: "Con respecto a la producción de tapa que protagoniza Victoria Vanucci, queremos informar que la idea de producción se basó en expresar el desamor a través de las imágenes de una mujer con el corarazón herido. De ninguna manera buscamos asociar tanto a la actriz como al título de la publicación a imágenes que estuvieran vinculadas con la violencia doméstica", explica el comunicado, firmado por Liliana Castaño y Hector Maugeri, directora y subdirector de Revista CARAS respectivamente.

G Plus

Facebook

Twitter

¿Te gustó este artículo?
Temas
 

Comentarios

Comentá en Perfil.com

Para comentar debes estar logueado,
ingresá a través de: