Embargaron "La Mary", la mansión de Susana Giménez en Punta del Este

También le inhibieron una de sus cuentas en Uruguay. Es por dos cheques sin fondo que habría falsificado su ex novio Jorge Rama. Galería de fotos.

Galería de imágenes.

“La Mary”, como se llama la mansión de Susana Giménez en Punta del Este, fue embargada por la Justicia uruguaya que también le inhibió una de sus cuentas bancarias en el país vecino por una causa en su contra por la emisión de dos millonarios cheques sin fondo que ella asegura que fueron falsificados su ex pareja Jorge Rama.

En efecto, la diva denunció a su ex pareja por falsificar su firma en los cheques que serían de 200 mil dólares uno y el otro por 70 mil dólares, informó Clarín. Por eso, Susana se presentó esta tarde ante el Juzgado Penal Nº1 de Uruguay para ser sometida a una pericia caligráfica que podría ayudar a determinar si efectivamente esas firmas no fueron realizadas por ella, informó el diario uruguayo El País.
 
El escándalo judicial comenzó cuando, en diciembre de 2009, dos empresarios uruguayos fueron a cobrar esos cheques, vieron que no había fondos suficientes y decidieron recurrir a la Justicia. La diva, anoticiada de la mala nueva, ordenó a sus abogados iniciar una denuncia penal por un robo sufrido de su cuenta bancaria por la importante suma mencionada, la cual habría sido sustraída luego de que el banco recibió dos cheques por parte de Jorge Rama, firmados por la diva, para llevar ese dinero. La idea de los abogados de “Su” es llevar el tema a una demanda penal, ya que actualmente la causa se encuentra en la justicia civil.

La diva arribó hoy al Juzgado en un Mercedes matriculado en Argentina, que fue ingresado dentro de un vallado colocado fuera del local judicial, en medio de varios fanáticos que se agolparon en el lugar. Mientras tanto, se desconoce el paradero de Rama, que estaría en España.
 
El vocero de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), Raúl Oxandabarat, explicó a El País que la pericia a la que hoy será sometida Giménez es un estudio de la escritura de las personas para determinar si la firma en un documento cualquiera pertenece, o no, a esa persona.
 
Oxandabarat explicó que este tipo de pericias determina aspectos de la escritura que son como "huellas digiales" (la curvatura de ciertas letras por ejemplo) que los expertos pueden reconocer con facilidad y son únicas en cada persona.
 
"Giménez concurre y se le proporciona un texto que tiene que copiar de su puño y letra. Es un texto especialmente elaborado por peritos para estas circunstancias a efectos de poder realizar una comparación y determinar si es el mismo tipo de letra o no", agregó el jerarca judicial.
 
Aunque una persona pueda controlar una letra, difícilmente lo hará en la cuarta o quinta ya que no podría controlar el automatismo y se revelaría su verdadera escritura. "Por eso se considera una prueba prácticamente infalible", finalizó el vocero de la SCJ.

G Plus

Facebook

Twitter

¿Te gustó este artículo?
Temas
 

Comentarios

Comentá en Perfil.com

Para comentar debes estar logueado,
ingresá a través de: