Prescribió la causa por las presuntas coimas en el caso IBM-ANSES

Investigaba el pago de sobornos por 60 millones de dólares de parte de la empresa IBM, sobre uno de los tres contratos que mantenía con el Estado en los ‘90.

La causa investigaba uno de los tres contratos millonarios entre la empresa y el Estado. | Foto: Cedoc.

El Tribunal Oral Federal 3 cerró la causa IBM-ANSES, que investigaba el presunto pago de sobornos, al considerar prescripta la acción penal por el paso del tiempo, con lo cual se sobreseyó a los catorce acusados del pago de sobornos por un total de 60 millones de dólares para “facilitar” el contrato de la empresa IBM en la actualización de los sistemas informáticos estatales.

La medida fue dictada por los jueces Guillermo Gordo, Miguel Pons y Gerardo Larrambebere, quienes destacaron que tomaron esa decisión por "las demoras sustanciales evidenciadas en el trámite del proceso".

Los jueces explicaron que la causa se inició el 29 de marzo de 1996 y "ya no subsiste la acción penal", por lo cual "corresponde declarar la extinción de la acción penal".

"El Tribunal advierte que se ha vulnerado la garantía de razonable duración del proceso" en virtud de "las demoras sustanciales evidenciadas en el trámite", dijeron los magistrados al respecto.

Así, fueron sobreseídos Roberto Mateo Moschini, Octavio Rossi, Julio Juan José Leguiza y Arnaldo Cisilino, ex funcionarios de la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSES), Lo mismo sucedió con Gustavo Soriani, Jorge Siri, Alberto Minazzoli, Eduardo D' Alessandro, Juan Carlos Martínez y Jorge de la Calle, del gigante informático IBM. E idéntico beneficio recibieron los directivos de empresas contratistas Juan Alberto Massholder, Miguel Joskowicz, Ramón Guzzo y Roberto Marcelo Moschini.

Todos estaban siendo juzgados por el presunto pago de coimas para que la ANSES contratara de manera directa a IBM, a través de la firma Management & Work, para la actualización de los sistemas informáticos de la administradora de jubilaciones.

Caso paradigmático. Esta fue una de las causas de corrupción más controvertidas durante el segundo mandato de la presidencia de Carlos Menem. En aquellos años, la empresa informática fue beneficiada con la cesión de tres contratos con el Estados: Banco Nación, Dirección General Impositiva (DGI) y ANSES. En todos los casos, la empresa habría sobornado a diversos funcionarios que seleccionaron a la multinacional para la actualización del sistema operativo de cada dependencia.

De acuerdo a las denuncias presentadas –y que originaron las investigaciones- los sobornos habrían alcanzado montos que van desde 4.7 millones de dólares (DGI) a 60 millones (ANSES) y 249 millones de dólares (Banco Nación).

G Plus

Facebook

Twitter

¿Te gustó este artículo?
Temas
 

Comentarios

Comentá en Perfil.com

Para comentar debes estar logueado,
ingresá a través de:


 
Últimas noticias
Fotogalerías