CÓRDOBA INDUSTRIA AUDIOVISUAL

Cinco películas cordobesas se filman este año en la provincia

Se trata de largometrajes de ficción con sello cordobés que se encuentran en proceso de producción y post-producción. Tras hacer el circuito obligado de Festivales, se estrenarán el año que viene en Córdoba.

Largometrajes con sello cordobés están en etapa de post producción y producción. En 2018, los estrenos.
Largometrajes con sello cordobés están en etapa de post producción y producción. En 2018, los estrenos. Foto:CEDOC PERFIL

Los años 2011 y 2012 fueron para el sector audiovisual cordobés los de mayor auge en esta materia. A películas como Hipólito (Teodoro Ciampagna), El invierno de los raros (Rodrigo Guerrero) y De caravana (Rosendo Ruiz) le siguieron series de ficción como Edén y La Purga (ambas galardonadas en "Nuevas Miradas en la Televisión") que potenciaron la industria e hicieron surgir nuevas productoras locales que apostaron al contenido audiovisual local.

“Creo que fue una combinación de una generación de chicos jóvenes e interesantes de Córdoba que en lugar de irse hicieron cosas acá, por un lado; y por el otro, hubo un fondo provincial importante que ayudó mucho a financiar proyectos”, señala Pepe Tobal, director y productor en Atrox Fábrica de Imágenes.

Pero en la actualidad, la difícil situación por la que atraviesa el INCAA (Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales) ha complicado la situación de las producciones audiovisuales y de sus actores. “Este tema con el INCAA genera mucha incertidumbre. Aún no se sabe qué es lo que se va a revisar de lo que ya se estaba haciendo y qué seguirá; al depender tanto del estamento político, del sistema subsidiario, se complica. Las convocatorias a castings son muy pocas y para los actores es particularmente complicado por el tema de la imagen”, cuenta Pablo Tolosa, actor y protagonista de Cura Brochero, la película (2015).

Pese a esto, Córdoba se muestra muy activa en materia filmográfica. La nueva Ley de Fomento y Promoción de la Industria Audiovisual de la Provincia de Córdoba (Ley 10381), establece la creación de un “polo Audiovisual Córdoba” que estará a cargo de Jorge Álvarez, vocal del directorio de la Agencia Córdoba Cultura. Éste funcionará en la órbita del Ministerio de Industria, Comercio y Minería y promete inyectar en el mercado local unos $ 38,5 millones en el primer año.  

Todos los proyectos que se vean beneficiados por esta ley, van a tener que contar con un mínimo del 51% de personal de Córdoba. “Queremos producir más cine cordobés en Córdoba, más cine argentino en Córdoba y también más cine extranjero en Córdoba”, cuenta Álvarez.

Por su parte, Paola Suárez (Germina Films y miembro de Córdoba Produce, Apac y Capac) señala la importancia de contar con fondos regionales que “nos permiten generar una identidad y un espacio propios y seguir creciendo en este nuevo polo de producción a nivel nacional e internacional; la presencia de una Ley y un fondo regional de fomento posibilitan la atracción de capitales extranjeros para potenciar las producciones”.  

Y un dato más que concreto: hoy se están llevando adelante una serie de producciones audiovisuales que verán la luz el año que viene y cuyas locaciones contemplan el interior cordobés. “En Córdoba se van a filmar cuatro películas este año, sin contar las series o las pelis de animación”, señala Suárez.

En este sentido, en marzo de este año se filmó el largometraje El otro verano, que ya se encuentra en etapa de post-producción y que se estrenará a principios del año que viene, tras hacer el circuito de Festivales correspondiente. 

Mochila de plomo, el film dirigido por Darío Mascambroni y producido por Fernanda Rocca, cuenta la historia de Tomás, un chico de catorce años que recorre su pueblo con un arma en la mochila, buscando al asesino de su padre. “Es un largometraje de ficción que empezaremos a rodar el 19 de junio y va a ser íntegramente filmado en Villa María y Villa Nueva; van a ser cuatro semanas consecutivas de rodaje”, cuenta Mascambroni. 

Por su parte, Vigilia en Agosto, la ópera prima del director cordobés Luis María Mercado, empezará a rodar sus primeras escenas en julio. “Toda la película se filmará en Oncativo, de donde es oriundo Luis”, explica Lorena Quevedo, de Twins Latin Films, productora del largometraje que demandará cinco semanas de rodaje y prevé tres meses de post-producción. Este drama de ficción tiene fecha de estreno también en 2018 y cuenta con un elenco de actores porteños y cordobeses.

Julia y el zorro es la segunda película de Inés Barrionuevo (Atlántida fue la primera) y se empezará a rodar el 10 de julio. “Vamos a filmar durante tres semanas en Ascochinga y dos en Unquillo con actores de Buenos Aires y de Unquillo”, cuenta Barrionuevo. Este drama, que estrenará durante el primer semestre de 2018, cuenta la historia de una madre y su hija, que viajan desde Buenos Aires a Unquillo, donde deberán refaccionar una casa de campo para venderla tras la muerte de su marido.

Por último, con producción de Germina Films, el largometraje Azul el mar estará dirigido por Sabrina Moreno y tiene previsto empezar su rodaje en noviembre de este año, para estrenar en el segundo semestre del 2018. 




Temas: