CóRDOBA DELASOTISMO CRíTICO

Natalia de la Sota: "El gobierno nacional busca ajustar a costa de los más vulnerables"

La hija del exgobernador y actual concejala de la ciudad critica a la Nación por la propuesta de reforma jubilatoria y llama a la autocrítica en el peronismo provincial.

OPTIMISTA. La concejala considera que Unión por Córdoba tomará nota de los errores y se recuperará de cara a las próximas elecciones.
OPTIMISTA. La concejala considera que Unión por Córdoba tomará nota de los errores y se recuperará de cara a las próximas elecciones. Foto:Cedoc Perfil

A pesar de que hace varios meses decidió alejarse de la actividad pública para dedicarse a la moda, cada uno de los movimientos de José Manuel de la Sota o de su entorno genera fuertes repercusiones en el tablero político local. Natalia de la Sota, hija del exgobernador y actual concejala de la ciudad de Córdoba se transformó en el último tiempo en una especie de vocera de su padre a la hora de expresarse sobre cuestiones claves como la reforma previsional que busca aprobar el Gobierno nacional y sobre la cual el delasotismo se opone abiertamente. En diálogo con PERFIL CORDOBA, Natalia de la Sota explicó los motivos de tal oposición y descartó una rotura en la relación de los dos líderes peronistas locales.

—¿Cuál es su opinión de la reforma previsional que lleva adelante la Nación? 
Como justicialistas y como peronistas no podemos estar a favor nunca de ajustar o cortar el hilo por el lado más flaco. Le pedí a través de Twitter a los diputados cordobeses que reconsideraran su posición y le pedimos al Gobierno de Macri que revea esto. Es real que el déficit es importante, sabemos que existe, pero hay que ver por dónde ahorrar, algo que nunca debe hacerse desde el lugar de los más vulnerables porque complica la cosa. Seguramente hay otras formas. Si Macri, apenas asumió, eliminó la retención a las mineras, eso significa que hay otras maneras de hacer este ajuste.

—¿Cómo toma usted el hecho de que los diputados de Unión por Córdoba aprobarán esta reforma? 
—Creo que aún estamos a tiempo de reconsiderar esa postura. Entiendo la presión que ejerce Macri sobre los gobernadores. En una mesa de negociacion y de consenso, eso entró en un paquete de acuerdos. Pienso que estaría bueno repensar estos temas.

—¿Cree que la relación entre su padre y Schiaretti se resintió tras la decisión de Adriana Nazario de no acompañar al bloque Córdoba Federal? 
—No creo que se haya resentido una relación fuerte, de muchos años. Celebro que podamos decir que pensamos distintos. Es algo democrático y si no es tan usual, bienvenido sea. Respecto a la decisión de Adriana, ella aclaró que no se separaba, sino que no se sumaba. Además explicó que nunca se fue del espacio de UNA con el que había trabajado muy bien y luego aclaró que no la convocaron.

—Ante la decisión de no apoyar la reforma, se le recuerda al delasotismo la decisión de llevar adelante el diferimento a jubilados en el 2012. ¿Cree que hay similitudes entre ese proyecto y el actual de la Nación? 
—En el 2012 mi padre devolvió el 82 porciento a los jubilados y para eso debió diferir el pago, para poder sostener ese 82 porciento. En ese nuevo cálculo jamás se bajó el 82 porciento. Lo que sucedió después es que Mestre en su momento había bajado el 82 y mi padre lo recompuso y en el 2015 el gobernador Schiaretti volvió a la fórmula de Mestre. No veo argumentos entre los que comparan las medidas.

—¿Cómo está su padre en términos políticos? 
—Está observando. Es un hombre de la política pero tomó distancia concienzudamente, con la idea de mirar con cierta objetividad. Está muy bien, está muy flaco, dedicado a la actividad privada y creo que le va a venir muy bien.

—¿Cree que se retiró de la política? 
—Habrá que preguntárselo a él. Desearía que no.

—¿Qué lectura política hacen de la derrota en las legislativas, pensando en el 2019? 
—Que hay que trabajar y repensar muchas cosas del peronismo y del justicialismo. Tanto el gobierno de Schiaretti como el de De la Sota han tenido muchas más cosas positivas que negativas. Tenemos la madurez para reconocer que se han equivocado en algunos puntos pero creo que han hecho muy buenos gobiernos, el gobernador Schiaretti y Alejandra Vigo, al igual que mi padre han tenido políticas sociales exitosas y se avanzó en infraestructura con mucha obra pública. El peronismo está en una terapia intermedia pero creo que le sobra capacidad para recuperarse.

—Como concejala, ¿cómo ve la gestión del intendente Ramón Mestre? 
—No puedo tirar demasiadas flores. No veo demasiada gestión donde tiene que haber. Dar una vuelta por la periferia de Córdoba ya te hace ver cual es la realidad. La plata está puesta en los lugares donde se ve. Los fondos le han dado un respiro a Mestre, pero creo que no sirve el modo en que está llevando a cabo su gobierno.