CÓRDOBA MEDIANO PLAZO

“PBI Fonsi”: claves para saber porqué la economía crecerá pero Des Pa Cito

La construcción empuja y la industria se despierta. Pero el consumo sigue caído y empeoró la distribución del ingreso.

Algunos sectores se dinamizaron en los últimos meses, pero el consumo sigue caído y la distribución empeoró.
Algunos sectores se dinamizaron en los últimos meses, pero el consumo sigue caído y la distribución empeoró. Foto:CEDOC

Un reciente trabajo de Juan Francisco Campodónico, economista del Ieral Córdoba destaca que mirando algunos datos de junio se puede advertir una buena performance en la economía del segundo trimestre. Ese período finalizó con crecimiento de los despachos de cemento (11,9%), la producción de autos (2,1%) y la venta de inmuebles (subió 30,5% entre abril y mayo) lo que se tradujo en una positiva recaudación impositiva. Pero aún hay muchos sectores sin despegar y el ritmo del crecimiento en general se mantiene moderado.

Los indicadores de confianza, por ejemplo, siguen alterados: “según la Universidad Torcuato Di Tella, la confianza del consumidor cayó 3,8 puntos respecto del mes pasado, mientras que la confianza en el Gobierno lo hizo en 0,2 punto”, destaca el trabajo. En ese contexto, la consultora C&T acaba de difundir su Índice Mensual de actividad económica (IMACEC1 C&T), donde destaca que la economía tuvo un buen desempeño en mayo, al crecer 0,4% mensual desestacionalizado. Para esa firma, el crecimiento del PBI en 2017 puede estar en torno al 2,8%.

Junto a esto, dos datos son preocupantes en una economía que se mueve, pero poco: el consumo está golpeado y la distribución de los ingresos empeoró. Estos últimos aspectos los destacó el economista Jorge Ingaramo en un encuentro organizado por la firma Sembrando Global y en el que participó PERFIL CORDOBA.

Más diferencia. La gran dificultad que aún tiene la economía de crear empleo privado formal tiene varios rostros. Uno de ellos es que se generan las condiciones para que crezca la brecha social y salarial entre los distintos niveles. Según destacó Ingaramo, en el segundo trimestre del 2016 la relación entre el 10% más rico y el 10% más pobre era de 14 veces. Lejos de resolverse, esa distancia se incrementó: en el primer trimestre de este año la diferencia subió a 17 veces. “Hay un segmento muy muy complicado en el sector bajo de la población, justamente donde se va a dar la pelea electoral. Es por esto que el Gobierno toma la decisión de posponer la reforma fiscal para después de las elecciones”, graficó Ingaramo.

Economía lenta. Ingaramo comentó que detrás del movimiento lento de la economía hubo una inconsistencia absoluta por parte de la administración económica al traer deuda del exterior para financiar al Estado nacional, provincial y a las empresas, sumado a los dólares del blanqueo: “Todo eso generó un escenario de visible atraso cambiario que complicó las exportaciones y las economías regionales. A las economías regionales no les alcanza con la devolución de retenciones para recuperar su nivel de actividad económica. Con el dólar moviéndose un poco y Brasil que deja de caer la economía entra en una especie de reactivación pero muy lenta, una reactivación de tipo “tortuga”, una tortuga que se mueve, pero marcha despacio. Claramente los sectores industriales que no tienen problemas serios de competencia externa, con China, por ejemplo, se están reactivando. El problema son los que compiten con China o con La Salada acá o con las compras en Chile. Se reactiva muy despacio la economía y no se siente sobre el consumo”, analizó.

El golpe Transparente. El consumo retraído también se explica por el bajo nivel de endeudamiento que hoy encaran los ciudadanos. Porque no pueden, pero también porque desconfían. “El crédito nominal total creció en el último año 33% y el crédito en tarjetas en el año creció 4% desde la macana que se mandó el Gobierno con lo de los Precios Transparentes. Con el aguinaldo la gente paga agujeros, todavía no alcanza para el consumo. El Gobierno tiene que usar algunas herramientas como el Ahora 12 o el Ahora 18 para incentivar el consumo. La tortuga no va a pararse, pero va a seguir tortugueando. Hay que tener en cuenta que un crecimiento económico fuerte, con todos los chiches, va a llegar cuando se hagan las grandes reformas en serio. Cuando tengamos un Estado financiable, un sistema tributario que funcione, una Justicia que funcione”, marcó Ingaramo.

Una suba buscada. Al analizar la suba que mostró el dólar en la última semana Ingaramo subraya que es un incremento totalmente fomentado por la política del Banco Central: “la suba del dólar fue una suba buscada, si no se hubiera querido eso el Gobierno lo frena porque tiene las herramientas. El Central hizo subir el dólar. Estamos en un escenario donde se empezó a coordinar la política fiscal con la macro, la monetaria y la cambiaria. Podemos converger a una inflación del 1% mensual con un crecimiento que va a rondar el 2,5% este año”.