CULTURA ACUERDO ENTRE GOOGLE Y EL MUSEO BRITANICO

Maudslay y los mayas, en la era digital

Desde el miércoles puede verse la colección digitalizada de recuerdos y documentos del célebre explorador británico, hasta ahora guardadas celosamente en el museo londinense.

Pamuk. El arqueólogo, al lado, páginas de Biologia Centrali-Americana.
Pamuk. El arqueólogo, al lado, páginas de Biologia Centrali-Americana. Foto:cedoc

Ya se puede acceder libremente en la web a la colección digitalizada de los documentos e imágenes del explorador y arqueólogo británico Alfred Percival Maudslay (1850-1931), incluidos sus diarios personales, que hasta ahora se atesoraban en los archivos del British Museum, correspondientes a sus investigaciones de la cultura maya realizadas a finales del siglo XIX. En colaboración, el British Museum de Londres y Google Arts & Culture permiten acceder a través de internet a estudios científicos, fotografías de objetos, cuatrocientos moldes de monumentos y arquitecturas en 3D de la antigua civilización maya, junto con otras herramientas y entradas, donde expertos como Robert Bevan, Jago Cooper y Kanishk Tharoor informan a acerca de los aspectos históricos, artísticos y culturales de los mayas. La finalidad de esta propuesta es emplear la tecnología digital como medio para hacer conocer la historia antigua de una manera más fácil, rápida y entretenida.  

Con Google Arts & Culture es posible explorar las construcciones y las ruinas mayas con el uso de la herramienta Street View, una aplicación de Google Maps y de Google Earth, que suministra vistas panorámicas a nivel de calle (360 grados de movimiento horizontal y 290 grados de movimiento vertical), de tal manera que se pueden ver detalles de las ciudades de los mayas y sus áreas circundantes. La colección de Maudslay incluye 250 negativos de placas de vidrio de Guatemala y más de mil páginas de documentos, además de moldes de objetos arqueológicos que fueron escaneados en tres dimensiones para rehacerlos digitalmente.

La civilización maya se desarrolló entre 250-900 d.C. en el área que hoy ocupan Guatemala, el sur de México, Honduras, Belice y El Salvador. A fines del siglo XIX, Maudslay viajó por Centroamérica y muchas veces fue el primer explorador en documentar con precisión, recurriendo a técnicas fotográficas de avanzada para la época, sitios privilegiados de los mayas.

Maudslay pertenecía a una familia adinerada, propietaria de la firma Maudslay, Sons & Field, que fabricaba motores para barcos. Fue un arqueólogo educado en Cambridge inspirado por los descubrimientos mayas del escritor estadounidense John Lloyd Stephens. Periódicamente viajó a Guatemala entre 1881 y 1894 para registrar y fotografiar inscripciones y edificios. Maudslay trabajaba con negativos de gelatina en placa seca, una técnica nueva de revelado que se basaba en una capa de gelatina como aglutinante en un soporte de vidrio.

Maudslay realizó sus exploraciones en Quiriguá, Tikal y Yaxchilán, Copán (Honduras), Chichén Itzá y Palenque (México). Su obra cumbre, Biologia Centrali-Americana (63 tomos publicados entre 1889 a 1902, cuatro de ellos consagrados a la arqueología), constituyen todavía una obra de consulta.



Temas: