DEPORTES

Exigidos y sin margen, Boca y River vuelven a poner lo mejor que tienen

Los dos tuvieron un torneo Inicial flojo, y en los partidos de verano todavía no ganaron. En Córdoba juegan mucho más que un amistoso.

default
default Foto:Cedoc

agencias

El escenario cambia, pero la expectativa es la misma. Es que cuando se trata de Boca y de River no importa cuándo, cómo ni dónde. Hoy se vuelven a ver la cara en Córdoba, después del 1-1 del sábado pasado en Mar del Plata. Y se descuenta que el estadio Mario Alberto Kempes estará colmado, y que la recaudación supere los 15 millones de pesos.

Como en todo Superclásico, el tema de la seguridad es relevante. Esta noche habrá entre 1.500 y dos mil efectivos policiales. Los que asistan al Superclásico deberán acercarse al estadio con su DNI y la entrada correspondiente, ya que en la cancha no se venderán tickets. La ubicación de las hinchadas será la siguiente: la de Boca se ubicará en la popular Luis Artime y en la platea Roberto Gasparini, mientras que los de River estarán en la popular Daniel Willington y en la platea Osvaldo Ardiles.
Cambios. Carlos Bianchi debió meter mano entre los suplentes para reemplazar a dos lesionados: el arquero Emanuel Trípodi atajará en lugar de Agustín Orion y el juvenil Joel Rodríguez tomará el lugar de Daniel Díaz. El que va a estar ausente con aviso es la figura, Juan Ramón Riquelme, que se recupera de una lesión. “Si tenemos que esperarlo, lo esperaremos –comentó Bianchi en la semana–. ¿Cuándo volverá? Lo decidirá él, se tiene que sentir bien.”

Por el lado de River, reaparecerá en la defensa el colombiano Eder Alvarez Balanta, recuperado de una sobrecarga, en lugar de Ramiro Funes Mori. Mientras que el entrenador Ramón Díaz definió dos cambios más: Matías Kranevitter jugará por Cristian Ledesma en el mediocampo y Juan Carlos Menseguez por el capitán Fernando Cavenaghi. “Seguramente tenemos que pulir cosas de mitad de cancha hacia adelante. Lo venimos hablando y trabajando con los jugadores en la semana para ser más profundos”, dijo Díaz.
Como esta noche hay un trofeo en juego, si el partido llegara a salir empatado se definirá con penales. El Superclásico de hoy es el segundo de los tres que Boca y River disputan este verano. El último será el próximo sábado en el estadio Malvinas Argentinas, en Mendoza.


Redacción de Perfil.com


Temas: