DEPORTES SANTOS CAMPEONES DE INVIERNO


San Lorenzo jugó a "excesiva velocidad" y la boleta la pagó el Independiente de Borghi

Jugando en gran nivel, los Santos vencieron a Independiente 2-0, en Mardel. Primer "título" para Miguel Russo en el Ciclón, que ilusiona a sus hinchas.


Foto:Cedoc
San Lorenzo de Almagro jugó un gran partido, con precisión y ritmo, venciendo 2-0 a Independiente en la final del Torneo de Invierno. Fue en el Estadio José María Minella, de Mar del Plata. Los goles fueron marcados por el mediocampista Santiago Hirsig, a los 16 minutos, tras una volea fulminante. En la segunda parte aseguró la victoria el artillero Gonzalo Bergessio, a los 4, al recoger un rebote que cedió Adrián Gabbarini. El conjunto rojo finalizó con nueve jugadores por las expulsiones de los volantes Lucas Pusineri y Mariano Herrón, la primera absolutamente lógica y la segunda, muy polémica. San Lorenzo arrancó el partido jugando a gran nivel. Antes de que se cumplieran los primeros cinco minutos Bergessio y Aureliano Torres ya habían probado puntería desde afuera del área grande y el paraguayo obligó a una estirada de Fabián Assmann para controlar el balón. Independiente contestó con una jugada entre el capitán Daniel Montenegro y Federico Higuaín que terminó en córner. A partir de entonces todo fue para San Lorenzo. Los de Miguel Angel Russo jugaron a otra velocidad y manejaron la pelota maniatando a Independiente, que no encontraba ni en el Rolfi ni en Higuain los conductores necesarios para salir del agobio. A los 16 llegó el primer gol de San Lorenzo. Bergessio, el jugador más desquilibrante del partido, tiró el centro para que Bernardo Romeo le disputara la pelota a Assmann, quedara boyando y después de un disparo de Diego Rivero la enganchara Hirsig para fusilar al arquero rojo. Independiente estaba desdibujado en la cancha. Ni Emanuel Centurión ni Leonel Ríos respondieron al esquema que planteó Claudio Borghi tratando de crecer por los costados, pero a los 30 el uruguayo Guillermo Rodríguez le tiró una pelota al vacío a Lucas Mareque, quien envió un centro demasiado alto para la llegada de Montenegro. Esa jugada combinada de los bonaerenses fue sólo una ilusión porque a los 32 una excelente combinación de los de Boedo terminó con un cabezazo de Lavandina en el travesaño. Montenegro salió a poner la cara por los de Avellaneda y a los 37 buscó con un tiro desde afuera que terminó lejos. En el final de la primera etapa, San Lorenzo volvió a brillar y a demostrar que era superior y un disparo de Rivero desde 25 metros forzó una intervención de Assmann, quien voló para sacar el balón del ángulo. A poco de comenzado el segundo período, a los 4 minutos, el Ciclón amplió al ventaja porque Bergessio mandó a la red un rechazo corto de Gabbarini. Después del segundo tanto Independiente salió a buscar el descuento con más amor propio que fútbol, pero todo se acabó precipitadamente tras la correcta expulsión de Lucas Pusineri, a los 21, por doble amonestación. Los Santos hasta pudieron aumentar la diferencia por las situaciones que generaron Bergessio y Bernardo Romeo. Los rojos terminaron con 9 porque sobre el final también hubo una tarjeta roja para Mariano Herrón, por un presunto codazo a Rivero. Conclusión: no se puede discutir el triunfo de San Lorenzo, justo ganador del Torneo de Invierno. Fuente: DYN

Redacción de Perfil.com


Temas:

  • Jugando en gran nivel
  • los Santos vencieron a Independiente 2-0. Primer "título" para Miguelito Russo en el Ciclón
  • que dejó margen para ilusionarse.