DEPORTES LUIS SCOLA


Scola: “Este es ‘el’ torneo”

El abanderado argentino cuenta que se siente en una competencia como la de Rio. “Estoy cerca del final, aparece la melancolia”, dice.

Estrella. El Luifa Scola, uno de los mejores deportistas de la historia argentina, en su momento cumbre a los 36 años. indiscutido.
Estrella. El Luifa Scola, uno de los mejores deportistas de la historia argentina, en su momento cumbre a los 36 años. indiscutido.
Especial. Muy especial en alguien que tiene una carrera llena de momentos especiales. Luis Scola tuvo ayer la responsabilidad de llevar la bandera argentina a lo largo de 400 metros en la ceremonia inaugural del Maracaná.
—¿Qué se le pasa por la cabeza a alguien a quien designan abanderado?
—Pensaba en eso sólo en los ratos libres, en los que no estaba con la cabeza en el básquet. Es el momento más especial en la carrera de un deportista. Eso. Pero ahora están los partidos, que es para lo que vine a los Juegos.
—¿Llegan mejor de lo que todos esperaban?
—Estamos jugando bien, o por lo menos lo terminamos haciendo bien en los amistosos. Después, esto es un Juego Olímpico y el torneo puede llevarte para cualquier lado. Si hubiésemos perdido, no le habríamos dado la importancia que tampoco le damos al ganarlos.
—¿Cuánto tiene que ver en ese rendimiento el retorno de Delfino?
—No voy a decir que no me sorprendió, porque un poco sí lo hizo. Si bien Carlos es un poco especial, tres años sin jugar es mucho, y es difícil que pase lo que hizo él en estos días. Pero él ya ha hecho cosas parecidas en el pasado y es evidente que los límites y los estándares son distintos para él. Está en un momento de forma genial, nos sorprendió un poco a todos. Y ya no debería sorprendernos más. Ahora él levantó las expectativas de todos, pero hay que tener calma. Es lógico esperar que tenga un problema derivado de la inactividad de no jugar los últimos tres años. Lo que hizo es especial.
—¿Sienten que cargan con una expectativa superior al resto de la delegación argentina?
—No tengo conciencia como para saber en qué nivel calificamos en la mente de los hinchas. Obviamente no estamos en el nivel de hace diez años, es evidente. Competiremos igual, y creo que nos va a ir bien. ¿Hasta dónde vamos a llegar? No lo sé. Es difícil saberlo, como era difícil saberlo cuando conseguimos buenos resultados en torneos anteriores.
—Es tu cuarta experiencia olímpica. ¿Cuán distinto es este Río 2016?
—Es parecido a las ocasiones anteriores, con el plus de que ya sabés lo que estás viviendo, con un poco más de conciencia de que estás más cerca del final, por lo que aparece la melancolía; pero más o menos las mismas sensaciones. La Villa Olímpica te remarca constantemente que éste no es un torneo más, es “el” torneo.
—¿Tienen que hacer mucho hincapié en acompañar el recambio que vivirán en este Juego Olímpico?
—El recambio ya está hecho. Hace años. Todos los años se hace el recambio. El año que viene también se va a volver a hacer un recambio, igual al que se hizo el año pasado y el anterior. Esa va a ser la forma en que va a funcionar siempre. No hay un día que decimos “bueno, nos vamos” y vienen diez jugadores nuevos. Todos los años se van dos, de Indianápolis 2002 a Atenas 2004 se fueron dos, de Atenas a Japón otros tres, de Japón a Beijing tres más, y así fue siempre. No hay recambio, ni lo va a haber a groso modo. Los chicos que están hoy y hace dos o tres años que juegan en la Selección, entonces están acomodados.
No todo es básquet en la vida de Scola. El ahora jugador de los Brooklyn Nets es uno de los candidatos a ocupar uno de los cuatro puestos de la Comisión de Atletas del Comité Olímpico Internacional. En esa elección compite con otros 23 nombres, entre los que destacan la multicampeona rusa de salto con garrocha Yelena Isinbayeva (que no estará en Río) y el multicampeón de vela brasileño Robert Scheidt. “Sería lindo poder participar. Es todo mucho más difícil cuando estás jugando, tanto la elección como la participación, si te llegan a elegir. Pero es algo que me llama mucho la atención para cuando ya no juegue más”.
Siempre con nuevas metas. Por eso, Scola es Scola.

Pelea Pareto, ilusion nacional
Como canta Joan Manuel Serrat, hoy puede ser un gran día. Porque varios de los atletas argentinos que tienen la ilusión de subirse al podio empezarán a darle forma a ese sueño. Incluso concretarlo este mismo sábado, como sucede con la judoca Paula Pareto, acaso la principal apuesta de la delegación nacional este fin de semana: la Peque, medalla de bronce en Pekín 2008, se subirá al tatami del Arena Carioca 2 en la categoría hasta 48 kilos, alrededor de las 11.20, ante una rival que surgirá de la primera instancia eliminatoria.
Más que el logro de 2008, lo que convierte a Pareto en candidata a ganar alguna medalla es su pasado reciente. En 2015 se consagró campeona del mundo en Kazajstán y hoy  se ubica en el segundo puesto del ranking, detrás de Urantsetseg Munkhbat, de Mongolia. “Me da esperanza saber que en Río puedo lograr cosas importantes ante la misma gente que estuvo en el Mundial”, dijo esta semana.
Además de Pareto, Las Leonas, otra de las candidatas a subirse al podio con la bandera argentina, debutarán frente a Estados Unidos a partir de las 17, en la apertura del grupo B. El seleccionado argentino buscará quedarse por primera vez con la medalla de oro, luego de dos platas, en 2000 y 2012. En el Centro Olímpico de Hockey también hará su presentación el seleccionado masculino, que a las 10 chocará contra Holanda.
En cuanto a los tenistas, el duelo más atractivo –sobre todo por el rival– será el de Federico Delbonis, que se medirá en la primera ronda contra el español Rafael Nadal.