DEPORTES EL PEOR PARTIDO DE LOS PUMAS

Una siesta demasiado larga

Argentina perdio 32-25 ante Australia. jugo muy mal durante un tiempo y medio, y sin embargo casi lo empata sobre el final.

Foto:Villarpress
Una nueva derrota de Los Pumas. Esta vez, merecida: el equipo jugó mal. Y aun así pudo haber empatado en la última jugada, después de que el equipo tuviera veinte minutos finales de pura inspiración. Fue un partido extraño, porque hasta ese momento Argentina estaba para perder por paliza, pero en el cierre repuntó, marcó dos tries y quedó a un paso del empate, que pudo haber logrado en dos ocasiones en los minutos finales del partido.
Las estadísticas marcan lo que fue el partido: 62% de posesión para los australianos, que hicieron 113 pases contra 73 de los visitantes. Lo peor: Argentina terminó con tres lesionados: Leguizamón con un desgarro en la pierna derecha, Juan Martín Hernández con una contusión en la rodilla, y Galarza con un esguince de hombro izquierdo.
Australia les hizo precio a Los Pumas en el primer tiempo, del que se retiró en ventaja 14-7, una diferencia exigua para lo que habían mostrado. Australia ganó el line y complicó el scrum del equipo de Hourcade, que, sin pelotas limpias, debió resignarse sólo a defender.
Lo hizo mal en el inicio del encuentro y los Wallabies aprovecharon la ocasión tras mover la pelota de una punta a la otra tres veces para que finalmente Michael Hooper quebrara la defensa albiceleste y apoyase el primer try.
Argentina no encontraba la ovalada, y por eso su primer ataque profundo se produjo de una pelota recuperada. Martín Landajo recibió de un forward y habilitó a Manuel Montero, que se lanzó por el flanco izquierdo y llegó al ingoal tras esquivar tres tackles.
El resto fue de Australia, que hizo todo bien hasta los 22 metros rivales donde su medio scrum tomó malas decisiones, como jugar un penal rápido bajo los palos, y varios de los portadores de la pelota cometieron errores de manejo que derivaron en scrums para Los Pumas.
No varió nada en el inicio de la segunda mitad. Los locales manejaron la pelota durante tres minutos, y en el cuarto, cuando Montero la había recuperado tras un kick de Folau, la interceptó Hooper tras una falla del wing argentino y se cortó hacia el medio de los palos.
Achicó Sánchez con un penal y parecía que el equipo argentino reaccionaba; de hecho, lo hicieron los forwards en el scrum. Pero un grueso error defensivo que derivó en el try de Betham pareció terminar con sus ilusiones.
Sin embargo, con muchos suplentes en cancha, Los Pumas reaccionaron, achicaron con tries de Bosch y Tuculet y casi lo empatan en el final, cuando Sánchez se cortó por el centro y no pudo habilitar por poco a De la Fuente, que tenía el try servido en bandeja debajo de los postes.
Hubiera sido un premio excesivo para un equipo que en el balance fue superado ampliamente. Sin embargo, pudo haber sido una compensación del choque con Sudáfrica en Salta, en el que Los Pumas merecían ganar y perdieron. Suele ocurrir.

Redacción de Perfil.com


Temas: