ECONOMIA EL CASO QUE REVELÓ PERFIL

Barras del Indec, a cargo de la hija de Edwin

Sol Padin era la jefa de los detenidos en un operativo judicial antinarcos en el área de “Fortalecimiento de estadísticas básicas”. A su madre la desplazaron el jueves.

Foto:Cedoc

A tres semanas de que la Gendarmería encontrara droga en los lockers de dos empleados del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), Ana María Edwin, la directora del organismo oficial fue desplazada a un apacible retiro en el Instituto Nacional de Administración Pública (INAP), un ente de bajo perfil que depende de la Jefatura de Gabinete.

Los dos empleados detenidos, Jorge Farfán y Maximiliano Vuletín, ambos barrabravas de Excursionistas, habían entrado al Indec en 2012 como contratados para integrar el proyecto “Fortalecimiento de estadísticas básicas y derivadas”, área a cargo de María Sol Padin, quien además de coordinar los recursos humanos es la hija de Edwin.

Padin había desembarcado en ese área un año antes, con una designación de 2011. En ese momento, llevaba más de una década en el organismo, al que entró a fines de los 90, cuando su madre estaba a cargo de Recursos Humanos. Al pasar al proyecto de fortalecimiento estadístico, su sueldo creció más del 40%, según registró en 2011 el diario El Cronista.

La socióloga, que tuvo a su cargo el Censo 2010, hoy se desempeña como coordinadora de Organización y Formación de la Dirección Nacional de Recursos Humanos y Organización. Cuando se conoció la salida de Edwin y el ascenso de Itzcovich, su nombre incluso sonó para el cargo que dejaba vacante “el colorado”.

El pasado 22 de octubre, el Indec informó que el área de capacitación recibió un reconocimiento del INAP, el organismo al que ahora pasó Edwin. El Indec fue premiado por su “desempeño destacado en el desarrollo de programas de capacitación que impulsan la formación del personal del Instituto y del Sistema Estadístico Nacional”. En el congreso en el que se premió al Indec, Padin disertó sobre el armado del Censo 2010, que fue denunciado por la comisión interna de ATE-Indec por no contar con personal idóneo después de que se desplazara a los técnicos que originalmente habían trabajado en su armado.

Pobreza estadística. Después de siete años al frente del organismo, desde la intervención a cargo de Guillermo Moreno en 2007, Edwin dejó de ser el jueves la directora del Indec y su lugar fue ocupado por el director técnico, Norberto Itzcovich. Si bien cuando asumió Kicillof intentó descabezar el Indec, su plan no prosperó. En los pasillos del organismo se señala que Kicillof podría designar a alguien de su confianza en el cargo que quedó vacante por el ascenso de Itzcovich. Según indicó la vocera del Ministerio de Economía, “no hay nadie definido aún” para esa posición y el cambio se debió “a un pedido personal” de Edwin, aunque se dio luego del escándalo de la droga en el organismo que reveló PERFIL.

En enero de este año, el Indec empezó a publicar el nuevo índice de precios nacional (IPC-Nu) después de los cuestionamientos que recibiera el IPC-GBA (Gran Buenos Aires), reformulado en 2007.

En ese momento, antes de que le crearan el cargo de director técnico, Itzcovich firmó un documento enviado a los directores del organismo –entre ellos Edwin– donde como coordinador suscribía a la preocupación de sus colegas “acerca de los hechos de cambio de metodología de cálculo y los procedimientos para implementar el IPC-GBA de enero en adelante”. El “reacondicionamiento” de las estadísticas, que se completó con el cambio de año base para el PBI, dejó, en tanto, otras cifras pendientes, como la publicación de las canastas alimentaria básica y total que miden los límites de la pobreza e indigencia, o el detalle de los productos que integran la canasta y si hay incidencia de los que están alcanzados por el programa Precios Cuidados.



Patricia Valli