ECONOMIA CONVOCADA POR HISTORICOS DE LA BANCA

Después de autos y aviones, debut en un sector competitivo y concentrado

.

PERFIL COMPLETO

Fichaje. Peralta, accionista del holding, posa con Costantini.
Fichaje. Peralta, accionista del holding, posa con Costantini. Foto:JUAN OBREGON
“El desarrollo empresarial no puede ajustarse a la posibilidad de los contactos políticos. Estamos sujetos a los reguladores y no tenemos sanciones”, se ataja Pablo Peralta, accionista mayoritario de Grupo ST, respecto del impacto de la cercanía (o no) de la flamante incorporación, Isela Costantini, con el gobierno de Macri. Peralta y su socio Roberto Domínguez vienen de una larga trayectoria en el “mercado”, y saben mucho de los contextos políticos. Regulaciones y roces con autoridades fueron aprendizajes que conocieron desde las escuelas del Banco Nación y del Banco Río, bajo la conducción de Roque Maccarone, álter ego de Gregorio Pérez Companc en el sistema financiero. Se criaron en el mismo “tanque de tiburones” como banqueros como Jorge Brito, Ezequiel Carballo, Christian Colombo, Guillermo Stanley, un grupo de jóvenes que despegaron en los 70 que encarnaron una generación de la City, que despegó en los 90 y vuelve con revancha.

El GST creció en los 2000, cuando los principales actores financieros eran el consumo y el Estado. Pero la esperada regeneración del consumo, liberalización de regulaciones financieras, relacionamiento con el mundo, apertura al financiamiento global de la Argentina son un universo retrasado en el sector. Los bancos de inversión aseguran que el sector financiero será el principal receptor de inversiones en los próximos años. Hay dos procesos simultáneos en el sistema en el último año: una extraordinaria valorización de las acciones preanunciando esa explosión junto con inversiones de los bancos líderes.

Nueva era. Una reacción a los años de cepo, del aislamiento de las fuentes de financiamiento internacionales por el default, el freno a la remisión de utilidades, la inflación de los costos y el viraje tecnológico del negocio viene dejando a una enorme cantidad de bancos fuera de combate. La profecía de un mercado más concentrado se acerca a medida que avanzan las reformas pro mercado y la liberalización del sistema. El movimiento de GST, de consolidación de “12 pymes financieras”, como define Peralta, y su futura salida a oferta pública, apunta a lograr capitales para la expansión.  Entre sus empresas están las aseguradoras Orígenes y Crédito Directo, una de las principales financistas de consumo. El BST también es uno de los principales organizadores de deuda de las provincias. Según Costantini, el objetivo es estar en el ‘top ten’ del sistema.n