ECONOMIA LA PUJA POR LAS DIVISAS

El tipo de cambio oficial planchado también frena las ventas del campo

Foto:Gentileza ARBA
La soja guardada en silobolsas a lo largo de numerosos campos forma postales que enojan al Gobierno. En el marco de la gran falta de dólares en la economía local, la puja entre el Estado y el sector sojero por los plazos de liquidación de la cosecha parece no tener una resolución inmediata pese al cambio en las condiciones del mercado.
La caída en la cotización de la tonelada, que pasó de cerca de US$ 600 en julio del año pasado a los actuales US$ 350, representa para el Ejecutivo una razón suficiente para que los exportadores finalmente culminen las operaciones que aliviarían la falta de divisas en el mercado cambiario, y de donde el Banco Central podría captar dólares para sumar a las reservas. Tal es la necesidad, que la entidad determinó plazos de liquidación contra la penalidad de dejar fuera del registro de exportadores a quienes acopien.
Sin embargo, entre los productores todavía existen razones por las cuales no sienten ninguna prisa en sacar los porotos al sol.
“La caída del precio de la soja era algo que no se esperaba, pero seguimos de cerca lo que pasa con la cosecha en los Estados Unidos y lo que observamos es que el precio de la tonelada que vemos de US$ 350 puede ser un piso, y por lo tanto esperamos que recupere valor. Además, el dólar, dada la situación macro actual, va a tener que ir subiendo”, apuntó un productor en diálogo con PERFIL, que agregó que “si bien no sabemos cómo y cuánto se va a ir devaluando, lo cierto es que no hay apuro por liquidar”.
Otra fuente del sector argumentó razones de ruido político: “Creemos que el escenario hoy es más complejo que el del año pasado, no vemos cambios en la política fiscal y el nivel de gasto nos hace pensar en más inflación y depreciación de la moneda, lo que nos permite acceder a un mejor tipo de cambio”, admitieron desde un campo en el norte de la provincia.
Por ahora, y debido a que la medida tomada tiene pocos días de vigencia, fuentes oficiales señalaron que no se observó un cambio en la actitud de los exportadores pero confían en que en los próximos días los dólares de la soja aparecerán.

Paola Quain