ECONOMIA APUNTARON CONTRA STURZENEGGER

Inflación, tasas y tipo de cambio, las críticas en la reunión de la UIA

Marcos Peña pidió un "consenso" y reconoció diferencias. Macri no fue al cierre.

Miguel Acevedo, Marcos Peña y Eduardo Nogués en el cierre de la 23ª conferencia industrial
Miguel Acevedo, Marcos Peña y Eduardo Nogués en el cierre de la 23ª conferencia industrial Foto:UIA

Los industriales aprueban el sendero de reformas del Gobierno pero no se ponen de acuerdo en cuanto a la velocidad en las que deberían realizarse. El debate sobre gradualismo o shock sigue vigente entre quienes reclaman un ajuste fiscal más profundo y quienes ofrecen alternativas como que en realidad es la política monetaria la que está yendo muy rápido.

En el corto plazo, en tanto, dudan de cuánto podrá crecer la economía el próximo año con una política de tasas altas que, señalan, encarece el financiamiento a empresas y no está dando resultados para bajar el índice de precios.

El titular del Banco Central, Federico Stuznegger, fue el blanco de la mayoría de las críticas del sector industrial, que además de la persistente inflación marcó al tipo de cambio atrasado como un factor que no fomenta exportaciones ni contribuye a frenar las importaciones.

Pero no sólo los empresarios le apuntaron al Banco Central. El director de Desarrollo Económico de Cippec, Martín Rapetti, destacó la ambición de las metas de inflación de la autoridad monetaria. “En vez de considerar lenta a la corrección fiscal, una mirada alternativa del desacople de velocidades en la estrategia gradualista es que la política monetaria está yendo rápido”, señaló Rapetti en un informe que sirvió de base para su presentación. En el auditorio, aseguró que ningún país de inflación “moderada” bajó la inflación a la velocidad que plantea el Gobierno y recordó que esos países partieron de bases más bajas que la inflación argentina.

“¿Cuánto vamos a crecer el año próximo? Cómo hacemos para crecer más de un punto y medio con este esquema de tasas altas?”, se preguntó el presidente de la textil TN Platex, Teddy Karagozian que abona a la otra teoría, la de un ajuste fiscal más rápido para poder descomprimir al Estado y bajar más los impuestos.

Para Cristiano Rattazzi, presidente de Fiat y fiscal por Cambiemos en las últimas elecciones, las reformas que encaró el Gobierno –tributaria, laboral y previsional- aunque señaló que podrían ser más rápidas, en particular la tributaria, para descomprimir el peso de los impuestos. En cuanto al dólar, aseguró que “todos en el Gobierno reconocen que está atrasado. Si queremos vender más al exterior, debería estar en otro nivel. Todos lo reconocen menos el Banco Central”. Un análisis presentado por la UIA detalló el desafío de impulsar las exportaciones industriales para contrarrestar un déficit MOI que será de U$S 35.000 millones este año.

Rapetti también analizó el tipo de cambio y señaló que está atrasado. En promedio, está un 29% por debajo de su valor promedio histórico, una medida aproximada a un valor normal o de equilibrio.

En el acto de cierre de la Conferencia Industrial de la UIA, con la presencia de Marcos Peña en lugar del presidente Mauricio Macri, el jefe de Gabinete convocó a llegar a un “consenso”, que, aclaró: “no quiere decir que estemos todos de acuerdo”. Los empresarios, en tanto, lamentaban el faltazo del primer mandatario y hacían memoria. En la última década, todos los años cerró un presidente, salvo en 2013, cuando Cristina Fernández todavía se recuperaba de la licencia por un hematoma. La segunda jornada del evento anual de la UIA en Parque Norte dejó más de una ausencia: ayer no concurrieron ni el ministro de Trabajo Jorge Triaca, el canciller Jorge Faurie ni el secretario de Industria, Martín Etchegoyen –ex director ejecutivo de la central fabril- por “cuestiones de agenda”.

El presidente de la UIA, Miguel Acevedo, consideró que el desafío es “la profundización de la política productiva. Y debe llevarse a cabo paralelamente en tres niveles: industrial, pyme y regional”. A lo largo de las dos jornadas, los empresarios cuestionaron el impacto en las pyme y las provincias de las reformas.