ECONOMIA EFECTO DE LA COMPETENCIA

La devaluación del real frena subas en el turismo nacional

Foto:Prensa FIT

“Brasil compite con la temporada para la Costa Atlántica”, reconoció Walter Rodríguez, secretario de la Federación de Agencias de Viajes y Turismo (Faevyt) en el marco de la Feria Internacional de Turismo. “La devaluación del real genera una baja de los precios internos en Brasil (en dólares) por lo que la costa local no está aumentando los precios” para no perder visitantes esta temporada, agregó.
Aun antes de que el dólar llegara a 4 reales en Brasil, los municipios y el ente turístico del Partido de la Costa intentaron que los precios no vayan más allá del 25%. Ahora es el mismo mercado el que advierte con las subas para no perder turistas frente al socio mayor del Mercosur.

La caída del 50% del real se está reflejando en las ventas de las agencias. Según las operadoras más grandes, la demanda de paquetes creció hasta 50%. Sin embargo, hay costos asociados a los viajes al exterior que no son afectados por la devaluación, como los pasajes de las líneas aéreas, que tampoco registraron en sus tarifas la caída de los precios del petróleo para privilegiar su rentabilidad.
“Un aéreo al norte de Brasil se mantiene en los $ 9 mil, no va a bajar”, agregó Rodríguez. Los paquetes para viajar a Brasil en el verano 2016 oscilan entre los $ 13 mil y los $ 20 mil, con precios que aumentan a medida que los destinos se acercan a las playas del norte.

Pero en los precios internos, Río de Janeiro es, en promedio, 32% más barata que Buenos Aires, según una canasta general de bienes que mide Expatisan. Y si se compara la capital argentina con Salvador de Bahía, los precios porteños son 74% más caros posdevaluación. Una habitación para dos personas en Buzios promedia los $ 1.500 a 2 mil mientras que en Pinamar el promedio es de $ 2.500, lo que lo ubica por encima de Brasil, aun pagando el 35% de Ganancias.
Por su parte, desde el sector hotelero, el director general de la cadena Amerian, Fernando Gaido, indicó que la devaluación del real también genera más competencia. Uno de los sectores más afectados es el de los hoteles de cuatro y cinco estrellas por el perfil de consumo de los viajeros brasileños.

Salidas. En general, el turismo al exterior de la Argentina aumentó 14% en lo que va del año, en promedio, según los datos de Faevyt, y la tasa se aceleró en los últimos meses. “Esto puede ser por expectativa de devaluación pero también porque conviene bajo la situación actual, con la combinación del tipo de cambio actual y las ventas en cuotas. Puede ser conveniente para la economía de los viajeros hoy, más allá de si están pensando en que habrá una devaluación o no”, analizó el economista Pablo Singerman, a cargo del Observatorio Económico de la Federación de Agencias de Viaje.



Patricia Valli