ECONOMIA PREPARAN ANUNCIOS

Plan rescate para pymes: subsidiarán préstamos y tarifas de gas

Buscan amortiguar el alza de las tasas que fija el Banco Central y el costo de la energía en invierno. Es el sector empresario más golpeado.

Cabrera. El Ministerio de la Producción contiene el impacto de las políticas de Energía y el BCRA.
Cabrera. El Ministerio de la Producción contiene el impacto de las políticas de Energía y el BCRA. Foto:PRESIDENCIA DE LA NACION
La “semana pyme” servirá de marco para que el Gobierno lance una especie de “rescate” para uno de los sectores más golpeados por la caída del consumo, la suba de los servicios públicos y, sobre todo, por los efectos de la alta tasa de interés, que según el titular del Banco Central, Federico Sturzenegger, seguirá “endureciendo la política monetaria a los fines de asegurar el proceso de desinflación”.
 
Además de los paliativos financieros, en el Gobierno analizan una tarifa diferenciada para las pymes en materia de gas, un alivio similar al que se implementó con las tarifas eléctricas. Si bien todavía no está firme la decisión, el esquema está en estudio, según confiaron fuentes oficiales.

Para el martes está previsto un evento en Tecnópolis donde el ministro de Producción, Francisco Cabrera, y el secretario de Emprendedores y de la Pequeña y Mediana Empresa, Mariano Mayer, darán a conocer el abanico de programas de créditos vigentes, incluidas las emisiones de “obligaciones negociables simplificadas” con las que apuntan a ofrecer variantes (al 21%, aproximadamente) para el clásico descuento de cheques con el que se financian las pymes.

Para 2018, se analiza un esquema donde el Gobierno pase a manos de los bancos la aprobación crediticia y pase solamente a subsidiar tasa. El miércoles, el titular del Banco Nación, Javier González Fraga, presentará la Línea 700, con un plan de más largo plazo, bautizado Carlos Pellegrini.

Golpe. Las pymes acusan el encarecimiento de los créditos, lo que dificulta por un lado la inversión que espera el Gobierno pero también cuestiones cotidianas, como el pago de sueldos. Según los datos del Observatorio Pyme, hasta el primer trimestre del año hubo una caída de ventas del 1,8% interanual –contra el mismo trimestre del año anterior– y una baja de la cantidad de ocupados del -2,7% (aunque menor que el -3,9% del último trimestre de 2016).

El 30% de las empresas del sector tiene dificultades para acceder al crédito aunque los principales problemas (compartidos por más del 65% de las firmas) es el retraso del pago de sus clientes y la caída de las ventas.

Para generar un diferencial frente a la política de Sturzenegger, este año ya se licitaron $ 5 mil millones que aporta el Estado entre los bancos para bajar el costo del financiamiento, lo que incluye el programa de financiamiento productivo, con una tasa del 17%.

Cambio de eje. Sobre los planes para 2018, Mayer explicó: “Heredamos una cantidad de programas de financiamiento directo por parte del Estado donde el Estado decidía a quién prestarle y a quién no, y creemos que es más eficiente ir pasando de esos programas a ponerle más foco al financiamiento de tasa. Los bancos son los que realmente saben y hacen su análisis objetivo y nosotros nos dedicamos a bajar un par de puntos la tasa.  Es un cambio de foco”.

Se prevé que las tasas estén en línea con lo previsto por el Banco Central y sus metas de inflación. “Creemos que va creciendo la economía y la inflación va bajando, por ende las tasas van bajando. De hecho es la conversación que estamos teniendo con todos los bancos. Todo apunta a que las tasas van a ser más bajas”, aseguró Mayer.

En ese marco, el Gobierno resolvió concentrar las iniciativas en el Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE), que recibirá fondeo del Banco Nación y también colocó $ 1.200 millones para fondear pymes en el mercado el jueves. “No es sólo un problema de líneas disponibles, sino de mejorar los procesos para obtenerlas y también mejorar el acceso a las garantías”, explicó Mayer.

Datos oficiales: más ventas en cuotas
Poco a poco, el Gobierno estaría consiguiendo revertir el error que fue lanzar el plan Precios Transparentes con la reimplementación de planes de cuotas sin interés. En la segunda semana de junio, las ventas alcanzaron los $ 2.286 millones con 877 mil operaciones, según se informó oficialmente. En comparación con la semana previa, las ventas en pesos y la cantidad de operaciones aumentaron en 8,4% y 9,1%, y en la comparación mensual, las ventas y las operaciones aumentaron en 12,5% y 11,7% respectivamente.

Por sectores, indumentaria, calzado y marroquinería continúan explicando más de la mitad de las ventas del total de programa por el impulso de las 3 y 6 cuotas, indican los guarismos del Ministerio de Producción.

Las ventas en estos rubros aumentaron en todas las opciones de financiamiento. El mayor incremento lo tuvieron las compras en 3 y 6 cuotas: aumentaron un 12,6% y un 10,1% en comparación con la semana anterior. Con ventas por más de $ 1.229 millones estos rubros representan el 54% de las ventas por el programa.

Las ventas en cuotas se habían desplomado tras el fin de Ahora 12 en el verano.