ECONOMIA CUMBRE EL LUNES

Recibe el Gobierno a la cúpula de la CGT para contener ahora la puja salarial de 2015

Foto:Cedoc

Para evitar conflictos sociales en un año de elecciones, la presidenta Cristina Fernández recibirá el lunes a la mesa chica de la CGT oficialista, que dirige el metalúrgico Antonio Caló, para definir los carriles de la paritaria aunque se presenta como un encuentro de “agenda integral”.

Durante 2014 el salario real perdió entre un 5 y 7% de poder adquisitivo de acuerdo con las estimaciones privadas según el promedio de los principales aumentos y contra la inflación reconocida oficialmente por la Ciudad de Buenos Aires. Y ese número, que el Gobierno intenta contrarrestar con el 24% del IPC y lo que fue la paritaria estatal, del 28% en términos nominales, será tenido en cuenta –al menos por los gremios no alineados– para definir los aumentos salariales de 2015.

La agenda de “cuestiones laborales en general” contará con la presencia del titular del gremio de la Construcción, Gerardo Martínez, el dirigente estatal de UPCN, Andrés Rodríguez; Armando Cavalieri de Comercio; José Luis Lingeri de Obras Sanitarias; el secretario del gremio de taxistas, Omar Viviani y el mecánico de Smata Ricardo Pignanelli, según publicó Ambito Financiero. En el marco de la recomposición salarial, los sindicalistas prometen llevar también a la mesa la suba del mínimo no imponible del Impuesto a las Ganancias, que este año sólo logró ser exceptuado del aguinaldo y que se mantiene para quienes cobran más de $ 15 mil. Según un informe del Ministerio de Trabajo, los sueldos empataron a la inflación en el año. A octubre, a través de los aportes, se registraba un aumento del 36% que coincide con la inflación más “agorera”, la del IPC-Congreso. Los primeros reclamos, del 50% de aumento, fueron desechados por el Gobierno y por el mismo Caló que calificó de “irresponsable” a la UTA por la cifra elegida.

Mientras tanto, los economistas de distintas vertientes coinciden en que –de la mano del estancamiento de la actividad y ahora por la baja de precios de materias primas como el petróleo– la inflación se sigue desacelerando. Si para el año la inflación privada en promedio cierra por arriba del 38%, cuando se miden los últimos 12 meses, baja al 35% o menos, dependiendo de quién la mida. En el Presupuesto 2015, la inflación estimada por el equipo económico fue de 15,6%.



Patricia Valli