ECONOMIA QUEDAN 30 DIAS DE NEGOCIACIONES

Tras la audiencia, el lunes el país entrará en una mora inédita

Los analistas coinciden en que hay buenas posibilidades de evitar la cesación de pagos. Las distintas alternativas.

Foto:Cedoc Perfil
La batalla judicial que sosttiene la Argetina con los fondos buitres no llegó a su fin, pero a partir de ahora todo se centrará en la capacidad de negociar de las partes. El secretario de Finanzas, Pablo López, que es parte de las negociaciones tendrá más trabajo. Después de que ayer el juez Thomas Griesa ordenara al Bank de NewYork Mellon que devuelva el depósito que el gobierno nacional había realizado el jueves para el pago a bonistas que habían entrado en la reestructuración, para los analistas las posibilidad de caer en default si bien existe, dependerá de la capacidad de negociación de las partes, ya que desde el lunes, el país se encontrará en “mora” por no haber podido hacer efectivo el pago a los bonistas reestructurados, tal como estaba estipulado.
“El lunes no entramos en default, tenemos los 30 días de gracia”, recordó Pedro Rabasa, economista y socio de Empiria quien señaló que “si bien no sabemos cuál fue la intención del Gobierno de adelantar el pago, posiblemente busque mejorar la posición negociadora de la Argentina. El punto es ver hasta dónde se quiere negociar”.
Para Alejo Costa, jefe de Estrategia de Puente, la decisión tomada ayer por el juez norteamericano “evita que se cree un problema legal mayor. Ahora todos los incentivos están para que las dos partes se sienten a negociar”. Según su visión, la determinación del juez de devolver los depósitos a la Argentina de alguna forma evita que el Bank of New York deba enfrentar posteriormente algún tipo de demanda por parte de los bonistas que entraron en la reestructuración.
En tanto, Martín Redrado, ex presidente del Banco Central, aseguró que el juez Griesa “dio una señal interesante” al designar como mediador al abogado Daniel Pollack para que intermedie entre la Argentina y los fondos buitre. “El hecho que se haya apuntado un mediador es un gesto que no hemos aprovechado”, declaró en radio OnceDiez, según difundió DyN.
“Estamos en un punto en el que el mercado espera que se llegue a algún tipo de acuerdo, pero eso no se registró un derrumbe en la bolsa local”, remarcó Costa, si bien en el sector no se descarta volatilidad en las próximas semanas.
“Es un punto importante que NML haya señalado que, en caso de que existan avances en la negociación con el Gobierno y se llegue al 30 sin un acuerdo cerrado, podrían permitir que la Argentina continúe con sus pagos habituales de deuda”, recordó Costa.
El ex negociador de la deuda externa argentina Daniel Marx aseguró que si en un mes la Argentina no llega a un acuerdo con los holdouts “la cosa se va a poner extraordinariamente más complicada”. Para Rabasa, si bien las poisibilidades de default existen, se espera que las negociaciones conduzcan a un acuerdo. “Si finalmente se cae en default, el Gobierno va a tener que optar por un ajuste fiscal (al que no parece estar dispuesto), emitir dinero sin que haya demanda de efectivo o usar parte de las reservas para pagos”.

Paola Quain