ELESPIA EL PAÍS EN OFF

Espía 7 de mayo

Desde que Carlos Slim lo creó, ésta es la tercera vez que el Encuentro de Empresarios de América Latina, Padres e Hijos “sesiona” en Buenos Aires. Aunque los apellidos que integran este cónclave se traducen en miles de personas que trabajan en las respectivas empresas a lo largo del continente, en los salones del hotel Alvear, durante las 48 horas que duraron las dos jornadas el número de asistentes no superó las 150 personas.

Portal Perfil.com
Portal Perfil.com Foto:Perfil.com
EL ‘PBI-LATAM’ SE REUNIO EN PRIVADO EN BUENOS AIRES.
Desde que Carlos Slim lo creó, ésta es la tercera vez que el Encuentro de Empresarios de América Latina, Padres e Hijos “sesiona” en Buenos Aires. Aunque los apellidos que integran este cónclave se traducen en miles de personas que trabajan en las respectivas empresas a lo largo del continente, en los salones del hotel Alvear, durante las 48 horas que duraron las dos jornadas el número de asistentes no superó las 150 personas. Todas ellas resumen, sin duda, el PBI latinoamericano. Esta maratón comenzó el miércoles por la noche con una gala en el Teatro Colón, es decir, con recital de la Camerata Bariloche y ágape en el Salón Dorado. Allí, Horacio Rodríguez Larreta les dio la bienvenida y les preanunció que al día siguiente les iba a “vender la Ciudad” en el inicio oficial del encuentro. Y así fue. El jueves abrió las “sesiones”, habló de su gestión, destacó los polos de Parque Patricios, La Boca y Colegiales y les “vendió” el concepto de industria que maneja para la Ciudad y es el de que sean “talento-intensivas”. Para él, el capital humano tiene una capacidad de atracción, y a su vez, el capital propiamente dicho va detrás del talento. Luego padres, hijos y sobrinos que integran el “millo-club” sesionaron a puertas cerradas. El hermetismo es la premisa que, como sucedió en las 15 ediciones previas, todos se comprometen a respetar. Sí se supo que en las distintas mesas primero hablaron, además de Slim, los anfitriones locales: Alejandro Bulgheroni, Eduardo Eurnekian, Pablo Roemmers, Eduardo Elzstain y Hugo Sigman. Como en otras citas el lobista español Felipe González estuvo invitado. Por la noche hubo agasajo en Cancillería; el viernes últimas reuniones y cierre en el Faena. A diferencia de las dos ocasiones anteriores, sí  hubo presencia del Gobierno a través de Francisco Cabrera y de Susana Malcorra.

Insultos e imputación.
La disputa política entre el intendente de Avellaneda, Jorge Ferraresi, y el ex jefe comunal Baldomero Alvarez de Olivera, sumó un nuevo capítulo. Y esta vez la novedad tiene como protagonistas a dos mujeres. Se trata de la presidenta del bloque de senadores bonaerense del Frente para la Victoria, Magdalena Sierra, quien recibió una orden de prohibición de acercamiento a la concejala del Partido Fe María Balbuena. La primera es la mujer de Ferraresi mientras que la segunda es la ex mujer de Alvarez. La Justicia ordenó que Sierra se mantenga a distancia prudencial, es decir, lejos, de Balbuena luego de que la increpara en tono elevado y con insultos en un comercio de Avellaneda. La agraviada hizo la denuncia y Sierra terminó imputada luego de recibir su correspondiente denuncia por agresiones.

Un cargo buscado .
Adrián Werthein está más ancho de lo que su corporalidad visible manifiesta. Y es que, luego de una disputa tácita con contrincantes de peso, como el también empresario Eduardo Elsztain, él quedó a cargo de la presidencia del Congreso Judío Latinoamericano. Esta organización representativa de la comunidad judía a nivel regional se reunió en Nueva York y allí Werthein recibió un apoyo unánime de los 63 delegados de 21 países de Latinoamérica y el Caribe. Enterado de la designación, Mauricio Macri le envió una misiva con la felicitación y en la cena de gala se proyectó un video con la palabra de Donald Trump sobre el Día de Recordación del Holocausto.


Alfombra roja.
El lunes la Cruz Roja realiza su segunda cena anual y, en un año electoral, su albombra roja la caminarán casi igual cantidad de políticos que de invitados de la farándula. Una característica que se repetirá en otras alfombras similares en el calendario festivo.