ELESPIA


Sección El espía

Juliana Awada fue agasajada por la embajada libanesa. Todavía ella no conoce el Líbano. Sí viajaron hace muchos años con su padre, Abraham Awada, sus hermanos mayores, Daniel y Zoraida, los únicos de los cinco que conforman el clan Awada que se dedican al rubro textil. En febrero de este año, en la sede diplomática libanesa en Buenos Aires, el propio embajador Antonio Andary la invitó oficialmente a viajar al Líbano esta semana para participar del congreso anual de la diáspora libanesa en Beirut. Pero en “su traje” de primera dama, Juliana Awada, al menos en esta oportunidad, se quedará  con ganas de conocer la tierra  donde nació su padre. No su madre, como ella aclaró este año a PERFIL: “Mucha gente cree que mamá también es libanesa; ella nació en Argentina pero es de familia de origen sirio”. Igualmente Pomi, Zoraida y Leila Awada –la hermana artista plástica de Juliana– la acompañaron al agasajo que el embajador Andary y su mujer le organizaron hace unos días como integrante de una familia de origen libanés. Si bien el discurso del anfitrión no fue estrictamente político, sí mencionó la causa Palestina y la importancia de que Argentina tenga una postura equitativa ante este conflicto. Por otra parte, habló sobre los problemas que atraviesa el Líbano en la actualidad como el terrorismo, el drama de los desplazados sirios que tanto impacta en el Líbano y la urgencia de buscar soluciones a nivel internacional que posibiliten el regreso a su país. Por su parte Juliana recordó que de pequeña iba a la embajada y pidió saludar a la cocinera, Estela Benegas,  quien, como en la visita de febrero último, preparó exquisiteces tradicionales para agasajarla.

Record: arte + net Esta vez, Eduardo Costantini va camino a un nuevo récord en su museo. Uno que no se mide en número de visitantes sino a traves de internet. La semana pasada instaló en la explanada del Malba  Ballerina, una obra de Jeff Koons que primero exhibió en su emprendimiento inmobiliario en Miami. Una imagen nocturna de la misma fue subida por el museo a las redes sociales y se convirtió en la foto más “hitera” de la historia del Malba en Facebook: la vieron un millón de personas y tuvo 28 mil likes.

Paseo en NYC. La “novela” protagonizada por Juan Urtubey e Isabel Macedo estrenó un nuevo escenario: Nueva York. Pero el político evitó al máximo que se filtraran imágenes de ambos paseando por esa ciudad. Sólo se animó a una “foto casual” con el marco de la Universidad de Columbia, en el campus –de acceso libre–, no dentro de un aula.

Problemas de señal. No es Netflix la culpable, sino la operadora de internet la que no estaría funcionando de manera adecuada en la residencia de Olivos. Eso se desprende del comentario que hizo esta semana Mauricio Macri durante un evento en la empresa Globant. Allí comentó que últimamente estaba teniendo inconvenientes para “sintonizar” la famosa señal de entretenimiento. Quizá, si son rápidos de reflejos, dichas palabras ameriten un comentario tuitero del propio Frank Underwood o de Doug Stamper.

Auditor auditado. No es Ricardo Echegaray el único nuevo funcionario de la Auditoría General de la Nación en problemas. Juan Forlón, presidente del Banco Nación en la gestión de CFK, puede tener un conflicto de intereses. Cuando manejó esa entidad, una de las áreas que más crecieron fue la de fraudes de seguros. En los pasillos del Nación indican que quien trabajaba ahí era su hermano, y como no daban abasto con tanto trabajo, se habría contratado personal externo en demasía. Obviamente a pedido de las nuevas autoridades, eso generó una investigación que el mismo Forlón deberá auditar.



Redacción de Perfil.com