EMPRESAS Y PROTAGONISTAS


Café para todos los gustos

Con espuma de leche y chocolate o sin leche y sólo una pizca de azúcar, el café es el acompañante  perfecto de nuestras mañanas en todas sus formas.

La mañana es uno de los momentos del día en que más se hace consumo de café.
La mañana es uno de los momentos del día en que más se hace consumo de café.

A continuación, una guía de los cafés más populares y los secretos para hacerlos en casa.

Desde hace un tiempo está perdiendo terreno la tradición de arrancar las mañanas en la cafetería de barrio con el cortadito de siempre. Este cambio de hábitos se relaciona, en parte, con la expansión de la cafetería a medida. Nuestro paladar se ha sofisticado, y podemos saborear la diferencia entre un café cuyo el cultivo y cuidado de los granos fue pensado y uno que no.

¿Lo mejor? Ya no hace falta salir de casa a los coffee shops internacionales especializados en esta bebida. La creciente oferta de insumos que nos permiten preparar un café gourmet en la comodidad de nuestra cocina abrió un sinfín de posibilidades para hacer de cada café, uno especial. Pequeñas máquina de diseño como las de Nespresso, hacen de la preparación de nuestra bebida predilecta una sensorial y – por sobre todo- práctica.

La mañana es uno de los momentos del día en que más se hace consumo de café, por eso, les acercamos un catálogo de las cinco variedades más populares, que pueden ser fácilmente preparadas en casa para incorporar originalidad a cada comienzo del día.

• Cappuccino: Un clásico italiano infaltable en cualquier cafetín de renombre, que está compuesto por 25 mililitros de café y 125 mililitros de leche. El elemento crucial en la preparación es la leche, que no puede llegar a la ebullición, pero debe tener una textura extremadamente vaporosa. Con el Aeroccino de Nespresso es posible conseguir una espuma de lujo que acompañe nuestro cappuccino. Para darle un toque único, recomendamos añadirle ralladura de chocolate.

• Mocha: ¡Los golosos se volverán adictos a esta variante! Con un tercio de café, un tercio de leche y un tercio de chocolatada, esta bebida es altamente recomendable para las mañanas de invierno. Si quieren terminar de convertir su café en un postre, sólo es necesario añadir un poco de crema batida a la combinación explosiva.

• Café con leche: También conocido como “café au lait” en países francófonos, se trata, sin lugar a dudas, de la bebida predilecta por los argentinos para empezar el día. Sea en una taza enorme o en un práctico termo para llevar, esta variedad se disfruta en grandes cantidades para eliminar la modorra tempranera. Por eso, las cinco variedades Lungo de Nespresso son ideales para lograr el gran café con leche que acompañe mejor nuestro día.

• Cortado: Conocido en su tierra natal como “macchiato”, esta bebida es muy popular en los cafetines de Buenos Aires: con un simple gesto que aproxime el dedo índice al pulgar, todo mozo sabrá que su cliente espera un café expreso con un chorrito de leche caliente.

• Ristretto: Para los paladares más exquisitos, esta variedad compuesta por una pequeña cantidad de café con sabor intenso se acompaña únicamente por una pizca de azúcar (o ni siquiera). Si buscan disfrutar este tipo de café, es crucial la calidad de la materia prima. Fue así como Nespresso creó varias cápsulas de gran cuerpo, exclusivas para esta variante.



Redacción de Perfil.com