ESPECTACULOS ROCK & POP

“Vernaci es un tema resuelto”

 Mario Pergolini dejó a Gustavo Olmedo como director a cargo de la FM. Asegura que le gustaría tener a Matías Martin, que buscan audiencia, y dice que la salida de la Negra fue “puertas para adentro”.

PERFIL COMPLETO

Una de las operaciones más publicitadas a partir de la puesta en vigencia de la Ley de Medios fue el cambio de dueños de la Rock & Pop, una FM (hoy en el 95.9 del dial) con casi treinta años de historia que estaba en manos del grupo Moneta y ahora pasaron a controlar los empresarios Matías Garfunkel y Sergio Szpolski. Las decisiones de programación de la radio quedaron a cargo de Mario Pergolini, quien designó como director artístico a Gustavo Olmedo, conductor de Tiempos violentos y Apagá la tele. El objetivo de esta nueva gestión, asegura Olmedo, es “recuperar de a poco el terreno perdido en los últimos años”. Hace unos meses circularon rumores que señalaban que la radio iba a estar dedicada a la rotación de música, pero se armó algo más tradicional. “Ese proyecto no existió nunca –aclara Olmedo–. Quisimos conservar a algunos históricos, como Juan Di Natale y Eduardo de la Puente, y también mirar hacia delante. Es una combinación de pasado y futuro, por decirlo de alguna manera”. Lo que también generó revuelo en los medios fue la exclusión de Elizabeth Vernaci, una decisión de la que Olmedo prefiere no dar demasiados detalles: “Es un tema resuelto puertas para adentro”, concluye.

—¿Rock & Pop va a competir con Vorterix?
—La idea es que sean radios que se complementen. Yo pienso en las dos radios como una suma, no como una división. Hay cierta diferenciación musical, eso es cierto: Vorterix está más dedicada a la novedad y la vanguardia, y Rock & Pop es más clásica, va a pisar más sobre seguro. Vorterix, además, ofrece imágenes, tiene una impronta multimedia, que es lo que la hizo fuerte.

—Empezás el 3 de marzo con tu propio programa en Rock & Pop...
—Casi famosos, y voy a estar con el Pollo Cerviño. Me crié y formé escuchando Rock & Pop y ahora Vorterix, así que la línea va a ir por ese lado. Siempre me resistí a hacer lo mismo que hace la mayoría, a tener un columnista de espectáculos que hable de los estrenos de cine los jueves y uno de deportes que hable de fútbol. Quiero intentar generar una alternativa.

—En las redes sociales ya te criticaron por ser director artístico de la radio y tener un programa.
—Estoy acostumbrado al acoso anónimo desde hace años: por teléfono, por carta, por mail, por Twitter... Pero también estoy acostumbrado al reconocimiento, siempre se dividieron las aguas en ese sentido. Agredir desde el anonimato es muy pobre. Los foros y las redes sociales sirven muchas veces para descargar miserias, envidias, broncas. Algo que aprendí de Mario es que no hay por qué ajustarse a reglas.

—¿A quiénes considerás referentes en tu trabajo?
—Pergolini es muy importante en mi carrera, eso es obvio. Por una cuestión generacional y porque desde hace muchos años laburo con él. Es el tipo que más me enseñó y al que más respeto entre todos los que conocí en el medio. Ganó guita porque hace las cosas bien. También creo que la figura excluyente de los últimos años es Matías Martin. Basta de todo es el último programa de radio que escuché completo.

—¿Te gustaría tenerlo en Rock & Pop?
—Por supuesto. Sería algo parecido a lo que pasó con Juan Di Natale acá en Rock & Pop. Juan hizo durante muchos años Day Tripper pero ya forjó un estilo, entonces pudo cambiar de programa sin perder nada. Matías podría hacer algo distinto, con otra gente, desde otro lugar.

—Rock & Pop es una radio destinada a un público joven. ¿Los que la hacen deben ser jóvenes?
—Eso depende de cada uno. Hay gente que se aleja por completo de los intereses de la juventud y gente que no. Yo me mantengo en contacto. No hace falta hacerte el pendejo, Mario lo hace muy bien con el tema de la tecnología, por ejemplo.

 

Rating y discográficas

—¿El objetivo principal para este año es levantar la audiencia?
—Es una de las premisas, porque Rock & Pop siempre fue una de las radios más escuchadas y hoy está un poco abajo. Pero no es la única a tener en cuenta. El objetivo principal es hacer la mejor radio posible. La música es fundamental, es una radio cuya historia está íntimamente ligada a la música. Por eso el primer cambio fuerte fue ahí.

—¿Las discográficas siguen teniendo peso en la programación musical de las radios?
—En Rock & Pop no. Las discográficas tienen cada vez menos poder, eso está claro. Hasta el año pasado Rock & Pop tenía acuerdos, pero ahora la influencia es cero. No pueden imponernos nada; pueden hacer algún acuerdo, consensuar algo, pero nada más. Los artistas más importantes del rock nacional son independientes, salvo Andrés Calamaro y Fito Páez. La Renga, el Indio Solari, Divididos, Ciro y los Persas son independientes. Y en cuanto al material internacional, con internet ya no necesitás a los sellos.



Alejandro Lingenti