INTERNACIONAL POR RETIRAR BARCOS DE GUERRA


Acusan a Cameron de dejar ‘desprotegidas’ a las islas Malvinas

Según la prensa británica, los ajustes han provocado que la Marina no tenga una fragata o un destructor en aguas en torno al archipiélago.


Foto:Cedoc

agencias
Londres

La prensa británica sostuvo que surgen fallas en la defensa de las islas Malvinas en momentos en que el conflicto con la Argentina sufre una nueva escalada tras la decisión de un comité de la ONU sobre la plataforma marítima.

Según The Independent, Londres ha dejado a las islas Malvinas sin la protección de una fragata o de un destructor por primera vez desde la guerra con Argentina, en 1982.

De acuerdo con el periódico digital, los recortes y la falta de personal han llevado a la Marina a no reemplazar la fragata que hasta noviembre patrulló las aguas cercanas al archipiélago.

Según The Independent, la Marina británica ha decidido concentrar sus recursos en supervisar los movimientos navales rusos, al tiempo que intenta resolver una serie de problemas mecánicos en sus destructores Tipo 45.

Críticas. En declaraciones al periódico, la portavoz de defensa del opositor Partido Laborista, Emily Thornberry, tilda la situación de “inaceptable” y pidió al Ministerio de Defensa que despache un buque de guerra de inmediato hacia el Atlántico Sur.
“Es inaceptable que el gobierno no esté dando la protección a las Falklands (sic) que se ha prometido, y que los isleños tienen el derecho de esperar como ciudadanos británicos”.

Sin embargo, un portavoz de ese ministerio declaró que “las Malvinas continúan estando bien protegidas por el buque de guerra de patrulla HMS Clyde, un barco de apoyo de la Royal Fleet Auxiliary y unos 1.200 efectivos que operan Typhoons de la RAF (Real Fuerza Aérea) y defensas terrestres”. Según fuentes del ministerio, Londres cuenta además con al menos 1.400 militares en las islas.

Compromiso. El gobierno del primer ministro conservador David Cameron se ha comprometido a mantener una presencia permanente en el Atlántico Sur para velar por los intereses de los malvinenses, que en 2013 votaron en un referéndum a favor de permanecer bajo jurisdicción británica.

La noticia de la ausencia de una fragata o un destructor en la zona se publica en un momento de renovadas tensiones, después de que un comité técnico creado por la Convención de Naciones Unidas sobre el Derecho al Mar (Convemar) aprobara la extensión de los límites de la plataforma continental argentina.

Al conocer el resultado del informe del comité de Naciones Unidas, el presidente Mauricio Macri sostuvo que se ganarán 1.700.000 kilómetros cuadrados de profundidad, “y el reconocimiento por parte de la ONU de la existencia de una disputa por la soberanía de las islas Malvinas”, lo que se menciona en el dictamen.

Por su parte, el premier británico, David Cameron, renovó el compromiso del Reino Unido con la “seguridad” de los isleños.
La decisión de la ONU provocó una fuerte caída en el precio de las acciones de la Rockhopper Exploration PLC, una compañía petrolera británica con intereses en Malvinas, uno de los tantos puntos de fricción entre ambos países, como el de los permisos de pesca, que se reavivaron con el informe de la ONU.



Redacción de Perfil.com