INTERNACIONAL LA JUSTICIA PAULISTA

"Blindan" a la jueza que debe decidir si Lula da Silva tiene que ir preso

El Tribunal de Justicia de San Pablo decidió aislar el área de los tribunales paulista donde se encuentra el despacho de Maria Priscilla Veiga Oliveira.

Foto:Cedoc

Agencias
San Pablo
El Tribunal de Justicia de San Pablo decidió aislar por completo el área del edificio de los tribunales paulista donde se encuentra el despacho de la jueza Maria Priscilla Veiga Oliveira quien, probablemente la semana próxioma, deberá decidir sobre el pedido de prisión contra el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva, formulado por tres fiscales el jueves.

Solamente abogados y personas con compromisos de presentarse ante el juzgado podrán acceder al área correspondiente del tribunal, que se encuentra en el barrio de Barra Funda.

Según la prensa brasileña, la medida fue adoptada “para presevar la tranquilidad del trabajo de la jueza Veiga Oliveira”, responsable de la causa.

La causa. La Fiscalía Pública de San Pablo pidió la detencion del ex presidente en la denuncia que presentó sobre el lujoso tríplex de Guarujá, en el litoral del estado, que, según la acusación, habría sido refaccionado por empresas vinculadas al escándalo del Petrolao.

Lula está acusado de lavado de dinero y falsedad ideológica, delitos por los que se arriesga a penas de tres a diez años de prisión y de uno a tres, respectivamente. Su mujer, Marisa, y uno de los hijos de la pareja, Fábio Luís Lula da Silva, también están acusados de lavado de dinero.

La denuncia contra Lula tiene 36 cuerpos. Jueces y fiscales dijeron a la prensa brasileña que la magistrada tiene el perfil de quien no cede a presiones y creen que le llevará algunos días terminar de examinar toda la denuncia contra Lula, ya que es muy cuidadosa con las causas.

Según Folha de Sao Paulo, la jueza Veiga Oliveira ya había expresado a sus colegas del tribunal su preocupación por la sobre exposición  del pedido que analiza.



Redacción de Perfil.com