INTERNACIONAL AFGANISTÁN

Cómo es la "Madre de todas las bombas" que lanzó EE.UU.

Fue creada durante la guerra de Irak, pero nunca había sido usada. Pesa más de 9 toneladas.

Bomba no nuclear
Bomba no nuclear

Estados Unidos lanzó hoy la bomba no-nuclear más potente de su arsenal en Afganistán. Se trata de la GBU-43/B "Massive Ordnance Air Blast" (MOAB), conocida como la "Madre de todas las bombas".

"El dispositivo se arrojó a las 19.32 (hora local) sobre un complejo de cavernas en la provincia de Nangarhar, cerca de la frontera con Pakistán", dijo el portavoz del Pentágono, Adam Stump.

El explosivo, que se guía por GPS, fue diseñado para ser lanzado por un avión de carga MC-130 y pesa poco más de nueve toneladas. Fue desarrollado por el Laboratorio de Investigaciones de la Fuerza Aérea estadounidense, y promovido como el arma no nuclear más poderosa jamás creada. Su rango de destrucción es de 150 metros.

Si bien fue creada durante la guerra de Irak, que se desarrolló entre los años 2003 y 2011, no había sido usada nunca en campo de batalla. Hasta este jueves, sólo había estallado en ensayos realizados por la Fuerza Aérea en 2003. Su predecesora, la BLU-82B Daisy Cutter, fue utilizada durante la guerra de Vietnam y pesaba 6,8 toneladas.

El pasado fin de semana un soldado estadounidense murió en combates en la provincia de Nangarhar, en el este de Afganistán.

El general John Nicholson, jefe de las fuerzas estadounidenses en Afganistán, sostuvo en conferencia de prensa que la gigantesca bomba es "la munición adecuada para reducir los obstáculos y mantener el impulso de nuestra ofensiva" contra las fuerzas del Estado Islámico y Khorasan.

Este bombardeo se da una semana después de que Estados Unidos lanzara 50 misiles en Siria en respuesta a los ataques con gas sarín perpetrados por el régimen de Bashar al-Assad.