INTERNACIONAL ELECCIONES EN ESTADOS UNIDOS

Crece la expectativa en el búnker de Trump

El candidato republicano sorprende al mundo con una fuerza inesperada en el recuento. La espera en Trump Towers.

Trump y Pence, rodeados de familiares y amigos, esperan los resultados del escrutinio.
Trump y Pence, rodeados de familiares y amigos, esperan los resultados del escrutinio. Foto:Twitter.

Atrás quedaron las denuncias mediáticas de fraude y la amenaza de campaña de no reconocer un eventual resultado adverso. Mientras el Partido Demócrata especula con una victoria estratégica en unos pocos estados clave en representatividad de electores, el candidato a presidente por el Partido Republicano, Donald Trump, sigue de cerca el avance del escrutinio en la que aparenta ser una de las elecciones estadounidenses más ajustada de los últimos años.

El magnate y su compañero de fórmula, el gobernador de Illinois, Mike Pence, esperaban los resultados junto a familiares y amigos en el búnker que organizaron en las Trump Towers, según informaron ambos políticos desde sus cuentas de Twitter.

Bajo la consigna "Make America Great Again" ("Volver a hacer grande a América"), el binomio republicano apostaba esta noche por obtener no sólo la presidencia de los Estados Unidos, sino también algunas gobernaciones y la mayoría tanto en la Cámara de Representantes como en el Senado de ese país.

Expectativa. Contra los pronósticos iniciales -incluso de su propio partido- Trump avanzaba con una notable fuerza en el escrutinio parcial de los cincuenta estados que esta noche se disputa con sus competidores por el Partido Demócrata, Hillary Clinton y Tim Kaine.

De acuerdo con medios internacionales, los búnkers demócratas de todo el país comenzaban a moderar la algarabía que expresaban durante la tarde, a medida que el controvertido multimillonario se hacía con los primeros estados en hacer el recuento de votos.

Si bien el presidente estadounidense Barack Obama evitó dar opiniones personales sobre la elección, difundió un mensaje en el que bregó por un acercamiento entre ambas fuerzas políticas. “No importa lo que pase, el sol saldrá mañana”, con esas palabras, el actual presidente de Estados Unidos, Barack Obama, envió un mensaje de unidad a los norteamericanos a través de un video. 

Por su parte, un enigmático tuit publicado desde la cuenta oficial de Hillary Clinton daba cuenta de la tensión hacia adentro de su equipo. "Este equipo tiene mucho de lo que estar orgulloso. Pase lo que pase esta noche, gracias por todo", escribió