INTERNACIONAL MAS DE CIEN MUERTOS CIVILES

Decenas de chicos murieron en un bombardeo de EE.UU. sobre Irak

Después del atentado de Manchester, aviones de la coalición occidental bombardearon a familiares de combatientes yihadistas.

Destrozos. Un habitante de Mosul entre las ruinas de un edificio atacado por aviones occidentales.
Destrozos. Un habitante de Mosul entre las ruinas de un edificio atacado por aviones occidentales. Foto:AFP
Al menos 130 civiles, entre ellos 42 niños, murieron en dos ataques aéreos de la coalición internacional liderada por Estados Unidos contra una ciudad en el este de Siria bajo control de Estado Islámico (EI), informó hoy el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos (Osdhu).

Los bombardeos de la coalición internacional, se intensificaron en los últimos días, tras el atentado en Manchester que provocó la muerte de 22 personas.
Los misiles impactaron en casas de la localidad de Al Mayadin, que está bajo control de los yihadistas. Uno de los ataques, dirigido contra un edificio público, habría matado a diez combatientes del EI.

Según la ONG, que tiene su sede en Londres, las víctimas eran familiares de combatientes del EI, en su mayoría sirios y marroquíes, que huían de Raqqa, el feudo de la milicia en el norte de Siria.

“Hubo dos series de ataques: la primera en la noche del jueves y la segunda después de medianoche”, dijo ayer el director del Observatorio, Rami Abdel Rahman. “Es una gran masacre cometida contra familias de los combatientes de Estado Islámico”.

El Pentágono confirmó que había bombardeado Mayadin y la cercana Bukamal el jueves y el viernes, y aseguró que estaba examinando “los resultados de esos ataques”, dijo su portavoz, Eric Pahon.

Esta semana el Observatorio, con sede en el Reino Unido, había informado que entre el 23 de abril y el 23 de mayo de este año los ataques de la coalición provocaron la muerte de 225 civiles en Siria.

En el centro del país fueron las fuerzas rusas y sirias las que mataron al menos a 16 civiles, en la aldea de Uqayribat, según el OSDH.

Críticas. Ayer, el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad Al Hussein, criticó la alianza militar liderada por Estados Unidos por no tomar precauciones para evitar que mueran civiles en Siria en los bombardeos contra el EI.

“Los mismos civiles que sufren el fuego de artillería y las ejecuciones de EI, son víctimas de los cada vez mayores bombardeos”, dijo Zeid en Ginebra.
El número de víctimas mortales civiles está aumentando sobre todo en las provincias del noreste del país: Deir el Zour, donde se encuentra Mayadin, y Raqqa, cuya capital homónima es el principal feudo de EI en Siria.

Al Hussein también se refirió a un ataque aéreo que mató a 23 agricultores, entre ellos 17 mujeres, el 14 de mayo. Al día siguiente, los bombardeos en la ciudad de Albo Kamal, controlada por EI, causaron la muerte de 59 civiles.

“Los civiles deben ser protegidos siempre, independientemente de que estén en zonas controladas por EI o por cualquier otro grupo”, dijo el Alto Comisionado.
La coalición internacional lanzó en septiembre de 2014 una campaña aérea contra EI en Siria. Actualmente apoya a una alianza encabezada por milicias kurdas que intenta conquistar Raqqa y que ya se ha acercado a pocos kilómetros de la ciudad.

AFP