INTERNACIONAL KIM JONG-UN


El líder de Corea del Norte no aparece en público hace semanas

No aparece desde el 3 de septiembre. Hay todo tipo de rumores sobre su ausencia: van desde un descanso prolongado hasta un golpe de Estado. 

Marcial. Encabeza un país totalitario que vive en la guerra fría.
Marcial. Encabeza un país totalitario que vive en la guerra fría.
Foto:AFP

Kim Jong-un, “sol del futuro comunista”, “padre del pueblo” o “líder único” de Corea del Norte, según alguno de los varios títulos oficiales que tiene, no aparece en público desde el 3 de septiembre, y su ausencia ha desatado especulaciones sobre su salud, tanto físicas como políticas.

ARTÍCULOS RELACIONADOS


En un régimen tan opaco como el norcoreano –ni siquiera se sabe la edad exacta de su líder, que se supone tiene 30 o 31 años–, ausencias en la vida pública son interpretadas como cuestiones políticas.


No es la primera vez que un líder nocoreano evita las apariciones públicas por un tiempo, pero sí es significativo en el caso de Kim, que ha mantenido una fuerte exposición mediática desde que tomó el poder tras la muerte de su padre, en diciembre de 2011.

El nombre del joven dirigente no figuró en la lista de autoridades que visitaron ayer el Palacio del Sol de Kumsusan, para el homenaje de un nuevo aniversario del Partido de los Trabajadores, creado en 1945.

En el Palacio descansan los restos embalsamados del abuelo y del padre del actual dirigente, Kim Il-sun, el fundador del Estado, y Kim Jong-il, el segundo líder, que gobernaron al país con mano férrea.

La ausencia del viernes fue la segunda en un acto importante de Corea del Norte del “líder supremo”, que el 25 de septiembre no participó de la sesión extraordinaria de la XIII Asamblea Popular Suprema, el Parlamento del país, lo que también es un hecho sin precedentes

La última vez que se lo vio a Kim en público fue el 3 de septiembre en Pyongyang, la capital, en un concierto de una banda femenina de pop, muy popular en el país, al que asistió junto a su mujer.

Hay todo tipo de rumores sobre su ausencia, que van desde un descanso prolongado hasta un golpe de Estado, pasando por una posible enfermedad o achaques como un tobillo roto, la gota o diabetes.

Pese a las versiones, en Corea del Sur, líderes políticos y académicos creen que Kim sigue firme al frente del gobierno en Pyongyang.

“Todo indica que Kim Jong-un está gobernando normalmente”, dijo en Seúl el vocero del Ministerio de Unificación, Lim Byeong-chul. “Mi impresión es que ha tenido algún problema de salud, pero nada serio”, agregó por su parte Chung Young-chul, profesor de estudios norcoreanos en la Universidad de Seúl.



Redacción de Perfil.com


Temas:

  • Kim Jong-un
  • Corea del Norte
  • ausencia de Kim Jong-un
  • Seúl
  • Corea del Sur