INTERNACIONAL HABRIA CAIDO AL MAR

Esperan lo peor en el caso del avión que iba a Beijing con 239 personas a bordo

La nave de Malaysia Airlines había despegado de Kuala Lumpur. Rescatistas hallaron manchas de aceite en aguas del mar de China meridional. Buscan los restos.

Foto:AP

afp/ap/ansa desde Kuala Lumpur

Las autoridades malayas temían el peor desenlace para el avión de Malaysia Airlines desaparecido ayer al mediodía (madrugada argentina), con 239 personas a bordo, en el trayecto entre Kuala Lumpur y Beijing, luego de que naves vietnamitas de rescate hallaran rastros de aceite carburante a lo largo de varios kilómetros en el mar de China meridional.

Al caer la noche se suspendieron las operaciones de búsqueda aérea hasta hoy, aunque los buques movilizados seguían rastreando la zona. La aerolínea indicó que hasta ahora no se encontró ningún resto del Boeing 777-200.

El vuelo MH370, que transportaba 227 pasajeros de varias nacionalidades –en su mayoría chinos– y doce tripulantes, desapareció de los radares entre las costas de Malasia y las de Vietnam una hora después de haber despegado de la capital malaya sin haber enviado ningún mensaje de auxilio.

Vietnam, China, Malasia, Filipinas y Singapur movilizaron buques patrulla, aviones y helicópteros para la búsqueda en el mar de China meridional. “Dos de nuestros aviones detectaron dos regueros de aceite carburante a lo largo de unos 15 a 20 kilómetros en paralelo y a unos 500 metros el uno del otro”, informó el general vietnamita Vo Van Tuan. “No estamos seguros de dónde vienen esos rastros, enviamos navíos hacia la zona”, agregó.

El primer ministro malayo, Najib Razak, prometió que las autoridades seguirán buscando el avión “el tiempo que sea necesario”. La última posición registrada de la aeronave apunta a que ésta se encontraba 150 kilómetros al norte de la costa este de Malasia. Si el avión se estrelló, este sería el accidente más grave de un Boeing 777: registró un solo accidente mortal en sus 19 años de historia, en el aeropuerto de San Francisco en julio de 2013, cuando murieron tres personas.

“Nuestra prioridad ahora es trabajar con los equipos de rescate y las autoridades”, indicó en rueda de prensa el consejero delegado de Malaysia Airlines, Ahmad Jauhari Yahya. El directivo precisó que entre los pasajeros hay 12 niños pequeños. En cuanto a nacionalidades, hay al menos 153 chinos, 38 malayos, siete indonesios, seis australianos, cuatro franceses y tres estadounidenses.

En el aeropuerto internacional de Kuala Lumpur, los angustiados familiares de los pasajeros seguían ayer esperando noticias. Hamid Ramlan, un policía de la capital malaya, contó que en el vuelo iban su hija de 34 años y su yerno de 24. “Iban de vacaciones a Beijing. Mi mujer no para de llorar. Todo el mundo está triste. Mi casa se ha convertido en un lugar de duelo”. En Beijing, el estado de ánimo de los familiares también iba de la angustia a la ira. “Son unos inútiles. No sé por qué no han sacado aún ninguna información”, gritaba un joven refiriéndose a la aerolínea.

La compañía Malaysia Airlines tiene un bajo historial de accidentes.

 

La ruta de Argentina

La aerolínea malaya Malaysia Airlines dejó de operar en la Argentina en 2012. Antes de que la compañía abandonara el país, ofrecía uno de los vuelos más directos para pasajeros argentinos interesados en viajar a China. La ruta desde Buenos Aires hacia Pekín hacía escala en Kuala Lumpur. Es decir, miles de argentinos que viajaron con esa empresa tomaron la misma ruta que el avión que desapareció ayer.


Redacción de Perfil.com


Temas: