INTERNACIONAL

Israel se despide mañana de Ariel Sharon

El ex primer ministro y militar estaba en coma desde 2006 debido a un accidente cerebro-vascular. Como soldado se lo consideró un héroe de guerra. Como político, un duro pragmático. Luces y sombras.

Foto:AFP

agencias

Luego de permanecer 8 años en estado de coma por un derrame cerebral, el general y ex primer ministro de derecha de Israel Ariel Sharon falleció ayer en a los 85 años en el hospital de Tel Ha Shomer, cerca de Tel Aviv, donde estaba internado. “Se ha ido. Se fue cuando decidió irse”, afirmó conmovido su hijo Guilad, quien informó que la mitad de sus órganos, incluyendo sus riñones, habían dejado de funcionar.

Los funerales se harán mañana con una ceremonia militar en el Parlamento israelí. Luego, el féretro se dirigirá al rancho en el desierto de Negev, donde vivía, y será enterrado junto a la tumba de su mujer.

Barack Obama, Bill Clinton y el secretario de las Naciones Unidas Ban ki-Moon, entre otros, resaltaron su figura  y dijeron que “dio su vida por Israel”. Para los palestinos, sin embargo, era un “criminal con sus manos cubiertas de sangre
Como uno de los soldados más famosos de Israel, Sharon era conocido por sus tácticas arrojadas y una tendencia ocasional a desobedecer órdenes. Como político se le apodaba como “la aplanadora”, un hombre desdeñoso de  sus críticos y que solía
conseguir resultados.

Nacido en febrero de 1928 en un pueblo judío de la Palestina bajo mandato británico, Ariel Sharon fue desde su juventud un personaje clave en el Estado de Israel: a menudo admirado por sus compatriotas, temido por los dirigentes del país, odiado por la prensa local, pero nunca subestimado. A la vejez, el hombre que siempre había desencadenado pasiones antagónicas, se convirtió para muchos un “padre de la patria”, aunque de esa condición no pudo disfrutar mucho, pues en el apogeo de su carrera política, tuvo un accidente cerebro-vascular. Sharon sufrió ese accidente el 4 de enero de 2006, cuando estaba en mitad de una campaña para ser reelecto y, desde mayo de ese año, estuvo internado.

Se crió en los campos de la aldea de Kfar Mallal. Su padre, Shmuel, era un agrónomo ruso que lo obligaba a trabajar en el campo desde niño y lo ponía a la noche a hacer la guardia para que los beduinos no le robaran.

En 1953 ya se encontraba en primera línea, al conducir una unidad de comando especial, la “101”, que llevó a cabo una serie de operaciones de represalias. De hecho, la 101 se convirtió en sinónimo de crueldad sobre todo después de la masacre de Kybia (Cisjordania), donde murieron 60 palestinos. Y durante la guerra en el Líbano en 1982 fue considerado responsable de la masacre de centenares de palestinos en los campamentos de refugiados de Sabra y Chatila, cuando sus soldados permitieron que milicias  aliadas ingresasen a los campamentos
Militar táctico y estratégico, Sharon hizo una carrera brillante en ese ámbito. Se destacó, de hecho, en su participación en la Guerra del Sinaí, la Guerra de los Seis Días y la Guerra de Yom Kippur. En política, siempre estuvo a la derecha. Se convirtió en primer ministro de Israel por primera vez en 2001, y fue elegido otra vez para ese cargo en 2003.

A mediados del 2005 ordenó una retirada de fuerzas israelíes y colonos de la Franja de Gaza, con lo que puso fin a 38 años de control militar en esos territorios. Eso indicó un viraje importante en su política, que hasta antes de esa decisión se había destacado por construir asentamientos judíos en ese territorio.


Redacción de Perfil.com


Temas: