INTERNACIONAL GIRA POR TURQUIA

Nuevos guiños del Papa a los musulmanes

Francisco rezó mirando a La Meca en la Mezquita Azul de Estambul. Además, visitó a Bartolomé I, patriarca de Constantinopla. Mensajes a otras religiones y apuesta por la paz.

Foto:AFP

Agencias
Estambul
En el segundo día de su gira por Turquía, el papa Francisco volvió ayer a enviar señales al mundo musulmán al visitar la célebre Mezquita Azul, donde meditó en silencio junto al gran muftí de Estambul Rahmi Yara, mirando hacia La Meca. “Fue un bonito momento de diálogo interreligioso. Ocurrió lo mismo hace ocho años con Benedicto”, declaró a la prensa el vocero del Vaticano Federico Lombardi, recordando la visita en 2006 del predecesor del religioso argentino. En otro esfuerzo por el diálogo ecuménico, celebró una misa junto a Bartolomé I, el patriarca de Constantinopla y primus inter pares de los líderes de la Iglesia Ortodoxa.
“La unidad entre los creyentes no es uniformidad ni homologación. El Espíritu Santo es el Espíritu de la unidad, que no significa uniformidad. Sólo el Espíritu Santo puede suscitar la diversidad, la multiplicidad y, al mismo tiempo, operar la unidad”, pronunció el Pontífice desde el púlpito de la catedral católica del Espíritu Santo de Estambul.
Durante la jornada, Francisco también estuvo en la basílica de Santa Sofía, que fue convertida por el Imperio Otomano en mezquita en 1453 y transformada en museo en 1934 por decisión del fundador de la Turquía moderna y laica, Mustafá Kemal Atatürk.
Todo su periplo estuvo marcado por la voluntad de promocionar el diálogo entre las religiones, en un país de mayoría musulmana y fronterizo con los convulsionados Irak y Siria. En su paso por Sultanahmet, más conocida como la Mezquita Azul, Francisco meditó durante dos minutos, con los ojos cerrados y las manos juntas, en una muestra de recogimiento y respeto hacia las demás confesiones.
“Cuando somos nosotros quienes deseamos crear la diversidad, y nos encerramos en nuestros particularismos y exclusivismos, provocamos la división; y cuando queremos hacer la unidad según nuestros planes humanos, terminamos implantando la uniformidad y la homogeneidad”, aseveró el Papa, quien cambió el vehículo blindado con el que se desplazó por Ankara por un modelo económico de Renault. Según la prensa turca, ese automóvil no tenía patente por motivos de seguridad.

Mediático. Si bien no fue rodeado por una muchedumbre de admiradores, la prensa local reflejó su interés por la visita del Papa, con importantes coberturas en todos los medios del país. Alrededor de 900 periodistas acreditados informan cada movimiento del Pontífice, una magnitud considerable teniendo en cuenta que apenas el 0,07% de la población turca es católica.
Con la vocación de extender la influencia del Vaticano y acercarse a otras confesiones, Francisco escribió ayer una nueva página de su pontificado.

Encuentro con refugiados de Siria e Irak
Aunque no estaba previsto en su agenda oficial, el papa Francisco se reunirá hoy con un grupo de refugiados provenientes de Siria e Irak, entre otros países, en la que será su última cita en Turquía antes de emprender el regreso hacia Roma. El encuentro, en el que habrán católicos de distintos países, tendrá lugar en el jardín de la Representación Pontificia en Estambul.
Allí, Jorge Bergoglio saludará a unos cincuenta jóvenes del Oratorio de la comunidad salesiana de Estambul. Los muchachos provienen de Turquía y de países del Medio Oriente y de Africa, entre los cuales hay un grupo de refugiados de Irak y Siria, inmersos en una sangrienta guerra civil. El cónclave se producirá por pedido expreso del Pontífice, que, una vez más, logró evadir el riguroso protocolo.
La visita del Papa a Turquía tiene lugar en un contexto de fuerte inestabilidad y tensiones en Medio Oriente, exacerbadas en la frontera de Turquía con Siria e Irak. En esos países, los milicianos de Estado Islámico (EI) conquistan vastos territorios y amenazan con exterminar a las minorías, entre ellas los católicos y los yazidíes.
En ese escenario, la prédica ecuménica de Francisco constituyó un bálsamo para los perseguidos.


Redacción de Perfil.com


Temas: