INTERNACIONAL


París espera la mayor crecida del Sena en 30 años

La capital francesa se encuentra en esta de alerta tras varios días de incesantes lluvias e inundaciones.


Foto:Afp

La ciudad de París se encuentra bajo el agua tras varios días de incesantes lluvias e inundaciones en la región parisina. Este viernes se espera en estado de alerta la mayor crecida del Sena en tres décadas. 

El museo del Louvre, ubicado en la orilla derecha de la orilla del río, fue cerrado para preservar las obras conservadas en sus depósitos. Las autoridades también decidieron por las mismas razones el cierre del museo de Orsay, situado en el otro lado del Sena. Las líneas de tren y subte que circulan por la zona debieron interrumpir su servicio por las filtraciones de agua en las paredes. 

Varios de los 'quais' que bordean el Sena estaban cubiertos por las aguas, mientras las autoridades pidieron a los parisinos que evitaran los bancos cercanos al río, cuya crecida puede llegar este viernes a los seis metros

En el puente del Alma, la estatua del zuavo que sirve de referencia a los parisinos para medir las crecidas del río, tenía este viernes el agua hasta las rodillas. "Ayer apenas le llegaba a los tobillos", constata un paseante, Laurent Cheronnet.

Según el responsable del servicio de previsión de crecidas, Bruno Janet, "estaremos muy lejos de la crecida de 1910, cuando estábamos a 8,60 m". Otro aumento del caudal más reciente se registra de 1982 cuando el nivel del agua superó por poco los seis metros.

Un hombre de 74 años murió al caer al agua con su caballo en un río de la región parisina, al suroeste de la capital. El animal pudo volver a la orilla, pero el hombre fue encontrado muerto después. La ministra francesa de Medio ambiente, Ségolène Royal, expresó el temor de que tras el descenso de las aguas en la región parisina se puedan hallar más víctimas.

La catástrofe meteorológica en Francia se produce en un tenso ambiente social y político, con huelgas en varios sectores, en particular en los transportes públicos por tercer día consecutivo. Todo ello ocurre en la capital francesa mientras varias localidades del centro del país padecen las peores inundaciones en un siglo, con más de 5.000 personas evacuadas desde el pasado fin de semana y unas 19.000 viviendas sin electricidad.
 



Redacción de Perfil.com