INTERNACIONAL SAMUEL ISSACHAROFF


“Trump no está preparado para presidir Estados Unidos”

El asesor argentino de Barack Obama sostiene que el sistema de primarias no funciona. Su propuesta para una reforma política.

En el centro de la escena. El magnate fue cuestionado por demócratas y por republicanos.
En el centro de la escena. El magnate fue cuestionado por demócratas y por republicanos.
Foto:afp
Samuel Issacharoff nació en la Argentina y a los cinco años se fue a vivir a Estados Unidos. Allí, se recibió en la Facultad de Derecho de Yale y forjó una exitosa carrera académica. Especialista en derecho constitucional, fue uno de los principales asesores legales de Barack Obama en las campañas presidenciales de 2008 y 2012. De visita esta semana en el país, participó del seminario sobre reforma política organizado por Argentina Elige, una iniciativa que proponer poner el foco “en el derecho a elegir y ser elegidos de todos los ciudadanos, y en la transparencia, la equidad, y la representatividad”.
“El sistema de primarias en EE.UU. está roto y no funciona porque no representa la identidad de los partidos. Tenemos un candidato republicano que hasta hace poco no era republicano. Casi tenemos uno demócrata que hasta hace poco no lo era. Los partidos no tienen la capacidad interna de resistir un asalto desde fuera”, explicó a PERFIL.
—¿Hay una debilidad de los partidos políticos?
—En todos los países democráticos hay hoy en día una gran debilidad de los partidos políticos. En Inglaterra los dos partidos principales no pudieron resistir el fervor popular con el Brexit.
—¿Deben imponerse límites a candidatos que ofenden a minorías en su afán por conseguir votos, como hizo Donald Trump con mexicanos y latinos?
—Es un gran debate. En Europa están tratando de poner límites a los candidatos. El país que más tuvo éxito en esto es India, donde si uno se presenta como candidato y ataca a un grupo minoritario hay una comisión electoral que lo puede sacar del cargo. En otros países hay una tradición importante de libre expresión, donde se decide que eso es tarea de los votantes. En EE.UU. vivimos con la libre expresión y tenemos un candidato en este momento que no sabe controlarse.
—Obama dijo recientemente que Trump no está preparado para ser presidente. ¿Usted cree que lo está?
—Absolutamente no. Pero hay que tener confianza en el pueblo. Si se piensa que no es capaz de distinguir entre quien tiene la habilidad de ser presidente y uno que evidentemente no la tiene, entonces todo el sistema está deshecho.