INTERNACIONAL IMÁGENES SENSIBLES

Prenden fuego a un hombre durante una protesta en Venezuela

El hecho se registró en medio de la represión policial contra un grupo de manifestantes. Además, un joven perdió la vida por lo que la cantidad de víctimas fatales en las marchas llega a 33.

Hombre prendido fuego en Venezuela
Hombre prendido fuego en Venezuela Foto:Afp
Un joven de 18 años muerto, un hombre prendido fuego y cientos de heridos es el saldo que dejó otra violenta jornada en Venezuela vivida el miércoles, donde la Policía reprimió nuevamente a manifestantes que salen a las calles en protesta contra el gobierno de Nicolás Maduro

Las manifestaciones continuarán este jueves con los reclamos, dado que dirigentes estudiantiles realizarán asambleas y marchas contra la convocatoria a la Constituyente en varias universidades del país. Desde que se iniciaron las protestas hasta la fecha, las víctimas fatales ascienden a 33.

Jornada violenta. Mientras persistían los enfrentamientos ayer en Caracas, donde las fuerzas de seguridad no dejaron pasar a los opositores, Maduro encabezó un acto ante miles de seguidores tras entregar al Consejo Nacional Electoral (CNE) el decreto de convocatoria al proceso para cambiar la Constitución de 1999.

"Convoco a una Asamblea Nacional Constituyente ciudadana y de profunda participación popular para que nuestro pueblo (...) pueda decidir el destino de la patria", expresó el mandatario, según consignó la agencia AFP.

Por su parte, la oposición asegura que la Constituyente consolida un "golpe de Estado", que se inició cuando el máximo tribunal de justicia asumió temporalmente a fines de marzo las funciones del Parlamento, único poder que controla.

Sin embargo, el jefe de Estado afirma que se vence un "golpe fascista": "Constituyente sí, guarimba (protesta violenta) no", gritó ante sus seguidores. En el acto, la presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), Tibisay Lucena, a quien la oposición acusa de servir al Gobierno, manifestó que la Constituyente "llevará a la paz del país".

Las protestas ocurren en medio de una crisis económica y social que socavó la popularidad del Presidente, cuya gestión rechazan más del 70% de los venezolanos agobiados por la escasez y una inflación considerada la más alta del mundo, indican las encuestas.