MEDIOS

Lanzan un juego para emborracharse en los discursos de Cristina

La idea es tomar alcohol cada vez que la Presidenta pronuncie alguna de sus frases hechas. Cómo funciona.

Foto:Télam

Quien haya visto varios discursos de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner sabe que puede esperar dos cosas: que sea largo y que esté plagado de frases clásicas de la mandataria.

Por eso surgió una propuesta singular: un juego (o "drinking game", como le llaman en inglés) para emborracharse durante el discurso presidencial, bebiendo un trago de alcohol cada vez que la jefa de Estado repite una frase hecha.

La iniciativa surge del sitio de noticias The Bubble, que cubre las novedades de Buenos Aires, Argentina y Latinoamerica para lectores en inglés y con una amplia dosis de humor y sarcasmo. La web fue fundada por el periodista Adrián Bono.

"Después de mucha especulación, la Presidenta reaparecerá hoy en una ceremonia oficial en la Casa de Gobierno", propone el texto de la nota. "¿Qué mejor forma de darle la bienvenida que emborrachándose un poquito mientras todavía se ve el sol?"

"Sí, ya sé que puede que nos estemos adelantando porque aún no sabemos si ella va a hablar. Sí, ya sé que la política no es divertida. Pero eso no quiere decir que no podés conseguir algo de cerveza, maní y juntar a tus amigos para un drinking game en una caliente noche de verano", agrega The Bubble.

El sitio propone beber una, dos o más veces según cada frase. Por ejemplo:

Beber una vez cada vez que Cristina:
- Comienza enumerando los logros del Gobierno, como hace cada vez que está en problemas.
- Critica a Clarín, TN o a cualquier otro medio del Grupo Clarín.
- Critica a los que criticaron su silencio.
- Critica al periodismo en general (si es Clarín, tomá dos veces).
- Se refiere a la crisis económica global como un 'mundo en ruinas'.
- Menciona al Papa Francisco.
- Critica al intendente Mauricio Macri o al PRO.
- Critica a los Estados Unidos sin decir explícitamente "los Estados Unidos".
- Menciona el año 2003.
- Usa ironía o sarcasmo para criticar a sus oponentes.
- Elogia su administración y la audiencia festeja.
- Menciona el dólar blue.
- Dice la palabra 'monopolio'.

Beber dos veces cuando Cristina:
- Cita a Perón o Evita.
- Menciona la dictadura.
- Se refiere a Néstor Kirchner como 'Él'.
- La audiencia comienza a cantar 'acá tenés los pibes para la liberación'.
- Se refiere a otro país sudamericano como 'patria hermana' o 'país hermano'.
- Dice 'primero querían que me calle, ahora que estoy en silencio quieren que hable; decídanse'.
- Menciona la Copa del Mundo o el programa 'Fútbol Para Todos'.
- Menciona las Malvinas.
- Usa expresiones en inglés como 'software', 'too much', 'win-to-win', 'know-how' o 'touch and go', sin importar la pronunciación.

Beber tres veces si Cristina:
- Critica al presidente de Uruguay José Mujica.
- Empieza a bailar.
- Menciona directamente alguna de las acusaciones de corrupción.

Beber cuatro veces si Cristina:
- Admite que la inflación es más alta de lo que el Gobierno reconoce (no te preocupes, nunca va a pasar).
- Admite que la iniciativa del CEDIN fue un fiasco (no te preocupes, nunca va a pasar).
- Admite que el Fútbol para todos fue un total desperdicio del dinero de los contribuyentes (no te preocupes, nunca va a pasar).
- Admite que le encanta trollear (agredir) a la gente en Twitter (puede pasar).

Beber la botella entera si:
- Cristina anuncia su renuncia al gobierno. En serio, bebé. Vas a necesitar estar ebrio para lo que venga después".

The Bubble también propone, siempre siguiendo el tono irónico de la nota, que los lectores beban un trago antes de publicar comentarios como "¿Clarín les paga para escribir esto?" o "nunca más volveré a este sitio".


Redacción de Perfil.com