viernes 25 de mayo de 2018 | Suscribite
ECONOMIA / Informe sobre commodities
lunes 11 diciembre, 2017

Unctad: "La inequidad tiene que corregirse con políticas sociales y fiscales"

La soja ayudó a generar ingresos pero no a redistribuirlos. El complejo es el 5,5% del PBI pero sólo el 2,6% del empleo.

por Patricia Valli

Foto: CEDOC

Los altos precios de los commodities no se traducen en una reducción de la pobreza sin políticas para los momentos en los que baja la cotización, evalúa un informe de Unctad presentado en el marco de la 11ª reunión ministerial de la Organización Mundial de Comercio (OMC) en Buenos Aires (MC11). Además, los precios de las materias primas sólo tendrán aumentos marginales hasta el 2030, con la excepción de los precios del petróleo.

“La inequidad en la distribución de los beneficios tiene que ser corregida a través de políticas fiscales y sociales”, remarca el análisis de Unctad (la división para Comercio y Desarrollo de Naciones Unidas) que además pone el foco en que la reducción de la pobreza en América Latina debe hacerse a través del mercado laboral. “El 80% de los ingresos de las familias se generan a partir del trabajo”, detalla. Un informe de la UCA señala que el 31,4% de los argentinos son pobres.

El año pasado el 17% de las exportaciones fueron del complejo sojero, según un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario. Los datos del Indec muestran que totalizaron U$S 18 mil millones mientras que todo el complejo oleaginoso sumó U$S 26 mil millones.

La tonelada de soja en Chicago hoy cotiza a U$S 360, después de llegar a un pico de U$S 610 en 2012 o los U$S 500 que promediaba en 2008 en medio de la pelea por las retenciones entre el Gobierno de Cristina Fernández y el campo.

El estudio toma el caso de la Argentina y Brasil y señala que los dos países establecieron políticas de transferencia para promover a los sectores más vulnerables a partir de los ingresos de la soja (los fondos provenientes de las retenciones de la soja).Tuvieron efectos positivos en el crecimiento y la reducción de la pobreza pero presentaron una restricción cuando terminó el ciclo de precios.

“Hay que prestarle atención a los movimientos de precios. La política fiscal tiende a responder a las subas de ingresos con un aumento del gasto”, señala y apunta a que el riesgo es que la volatilidad se transmita a la economía doméstica cuando los países dependen de los ingresos de los commodities, con el riesgo de tener que hacer recortes en época de precios bajos. La tendencia de largo plazo es a la baja de los precios de commodities, con picos ocasionales. Los países dependientes deben “prevenir que la volatilidad se transfiera a las políticas sociales y fiscales”.

Argentina y Brasil son dos de los más grandes productores de soja y representan casi la mitad del área de producción global juntos y casi la mitad de las exportaciones. También implican el 60% de las exportaciones de aceite de soja. El complejo sojero representa el 5,5% del PBI de la Argentina aunque sólo el 2,6% del empleo, marca Unctad.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4275

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 5985-4606 | (5411) 5985-4603 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.