MEDIOS

Los periodistas que no la pasaron bien durante los años kirchneristas

La lista de figuras que cayeron en los últimos cinco años arroja un balance triste. Cuando preguntar cuesta caro.

Foto:CeDoc

La salida de Gustavo Sylvestre de la pantalla de Amérse suma a una larga lista de "caídos" a lo largo de los más de diez años que lleva el kirchnerismo en el poder.

En enero de 2009, Nelson Castro fue sacado del aire de AM Del P, luego de que la emisora dejara de ser propiedad de Marcelo Tinelli y pasara a manos de un grupo de empresarios afines al gobierno que incluían a Sergio Szpolski y la cordobesa Electroingeniería. Castro no tuvo tiempo ni de despedirse de sus oyentes, dado que se encontraba de vacaciones cuando se efectivizó su repentina salida de la radio. 

Junio de 2010 fue un mes negro para el mundo de los panelistas. En "Un Mundo Perfecto", el programa que conducía Roberto Pettinato por América, la panelista y pareja de Amado Boudou, Agustina Kämpfer, fue despedida luego de que tildara a Martín Redrado como "gay&q. 

Días después, Duro de Domar se convertía en un dolor de cabeza para el productor ultraoficialista Diego Gvirtz, quien también tiene entre sus laureles a Televisión Registrada y 678. En tan solo cuestión de días, Lucas Carrasco discutió al aire con todos los panelistas y Jazmín de Grazia cruzó al por entonces Jefe de Gabinete Aníbal Ferná. También fue cuestión de días para que tanto Carrasco, como la fallecida modelo y periodista, fueran expulsados del programa. 

Carrasco sostuvo al aire que Amado Boudou -por entonces ministro de Economía- “es un liberal payaso que puede decir lo que sea por guita" y que "es un impresentable”. Jazmín de Grazia, había cargado contra Aníbal Fernández luego de que el funcionario denunciara ante la justicia a un grupo de piquet, y afirmó que Fernández "criminaliza la protesta social". 

En abril de 2012, el empresario Cristóbal López se adueño de C5N y Radi. Para fin de año, Marcelo Longobardi se convertía en el desempleado mejor cotizado por otros medios: el Grupo Indalo lo había despedido tanto de su programa de C5N, como de Radi. Fue cuestión de días para que Longobardi arreglara con Radio Mitre para la primera mañana de la programación. A los pocos meses, las mediciones de audiencia arrojaban un récord de 50% de share para la emisora del grupo Clarín. 

Longobardi y su equipo no fueron los únicos que padecieron los despidos de fin de año de C5N en 2012. Marcos Stupenengo, con una trayectoria televisiva que incluyó a ESPN y CNN, fue notificado de su desvinculación con el canal en Nocheb. A principios de febrero de 2013, lo seguirían en suerte sus colegas Luis Rosales y Guadalupe Vázquez

Efecto Inundación. Mientras en La Plata intentaban reponerse al desastre del temporal del 2 de abril de 2013, Juan Micelli preguntaba lo que no debía haber preguntado, al menos no en la TV Pública. En una entrevista al aire con Andrés "Cuervo" Larroque, el periodista quiso saber por qué los militantes de La Cámpora utilizaban pecheras identificatorias para repartir donaciones anónimas. Larroque se lo tomó a mal y le dijo a Micelli que lo esperaba en La Plata, luego del noticiero. 

Finalmente, luego de ser desplazado de la edición central del noticiero, Micelli quedó excluido de la cobertura que realizó el canal sobre las audiencias por la Ley de Medios. Cansado, el ganador del Premio Perfil a la Libertad de Expresión y la Inteligencia, pegó el por. 

El 10 de abril de 2013, mientras en Canal 7 crecía la polémica entre Micelli y La Cámpora, Lucas Carrasco volvía a ser echado de un medio oficialista. Esta vez, fue el turno de Radio Nacional. “Hoy me volvieron a echar, por ir a La Plata a cubrir las inundaciones sin pedir viáticos y pagando las cosas de mi bolsillo. Arruinando negocios sindicales. Las corporaciones”, dijo en su momento Carrasco. 

Año nuevo, limpieza nueva. Otra vez para las fiestas, el grupo Índalo revolucionó la grilla radial y televisiva, pero de un modo poco ortodoxo. Gustavo Mura, conductor de Cae la Tarde, por Radio 10, pasaba a la historia de la emisora, días después de entrevistar a Sergio Be

En simultáneo, Antonio Laje quedaba fuera de todo plan dentro de los medios de Cristóbal López. En ese momento, Indalo emitió un comunicado diciendo que los despidos eran porque debían reducir una “abultada plantilla permanente” y que Laje debía "confirmar si acepta la dirección periodística del grupo" con la condición de no estar más al aire. El conductor se anticipó, aclaró que no aceptaría esa oferta y denunció que fue censurado tras la emisión del 19 de dicie por criticar la política energética del kirchnerismo.

 


Redacción de Perfil.com