lunes 25 de junio de 2018 | Suscribite
POLITICA / futuro tras las rejas
domingo 29 octubre, 2017

Pueden coincidir en la misma cárcel, aunque en otro pabellón

El exministro de Planificación pidió ir a Marcos Paz para reencontrarse con su amigo y ex subsecretario. Si se lo conceden, estarán en celdas individuales y separados.

por Patricia Blanco

Esposados. Los ex funcionarios del Ministerio de Planificación cayeron por la misma causa con una semana de diferencia. Foto: Cedoc Perfil

Julio De Vido está “un poco más tranquilo”. Asumiendo los días que deba estar en prisión, el ex ministro de Planificación volvió ayer a recibir la visita de su mujer, Alessandra “Lali” Minnicelli. Y también fue a verlo uno de sus hijos mayores, según pudo saber PERFIL. Aún sigue alojado en el hospital del penal de Ezeiza, aunque ya está en condiciones de ser alojado en una celda común.

De Vido quiere reencontrarse en prisión con quien fue su mano derecha, Roberto Baratta, quien cayó preso cuatro días antes de las elecciones. Por eso De Vido pidió ir a la cárcel de Marcos Paz, donde cumple arresto el ex subsecretario de Coordinación y Control de Gestión del Ministerio. A algunos les llamó la atención esa elección, conociendo ambos complejos.

Fuentes penitenciarios aclararon que aunque lo más factible es que De Vido vaya a la cárcel de Marcos Paz –como adelantó PERFIL la semana pasada–, no hay certezas de que pueda verse con Baratta. Si bien los dos están bajo el programa IRIC –un protocolo especial para controlarlos y evitar coimas–, no necesariamente estarán en el mismo pabellón. Eso depende del Servicio Penitenciario. Lo que está claro es que no serán compañeros de celda: en este programa, los detenidos están solos en su cubículo. Las rejas se abren a las 7 de la mañana y tienen disponibilidad para circular por los espacios comunes hasta las 22, cuando deben volver a su lugar de alojamiento.

De Vido y Baratta son compañeros de causa: no sólo en el expediente por los sobreprecios en la compra de gas licuado, por la que los dos ya fueron procesados con prisión preventiva, sino también por la malversación de fondos millonarios destinados a reactivar la mina de Río Turbio. Baratta no está preso por ese expediente, aunque sí deberá prestar declaración indagatoria por el cargo que ocupaba en la estructura del ministerio. En los próximos días, el juez Luis Rodríguez deberá resolver la situación procesal. “Soy inocente de los hechos que se ventilan en este proceso. Requiero mi sobreseimiento inmediato”, le dijo al juez en un escrito. Y le sugirió medidas de prueba para demostrarlo, entre ellos la citación de dos de sus detractores: Omar Zeidan, interventor de YCRT, y el senador electo Eduardo Costa, a quienes en otra causa denunció penalmente junto a la diputada del Parlasur Mariana Zuvic.


Comentarios

Lo más visto

 

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4306

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 5985-4606 | (5411) 5985-4603 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.