POLITICA EFEDRINA Y TRIPLE CRIMEN

Quién autorizó la entrevista de PPT al condenado Martín Lanatta en la cárcel

El reportaje reallizado por Jorge Lanata disparó otra polémica teoría, el presunto aval oficial provincial. La sospecha de Patricia Bullrich.

Foto:PPT

La pregunta comenzó a circular rápidamente entre los allegados al jefe de Gabinete Aníbal Fernández. ¿Quién autorizó la entrevista de Jorge Lanata al condenado Martín Lanatta en la cárcel de General Alvear en la provincia de Buenos Aires a siete años del juicio? Se requiere naturalmente el permiso judicial respectivo, pero una decisión política es la que permite la apertura de las puertas del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB).

Para que un periodista pueda entrevistar a un condenado, necesita de una orden judicial que habilite este contacto, pero también de la autorización y conocimiento de toda una cadena de mando que comienza en la Dirección de Comunicación del Servicio Penitenciario Bonaerense y que puede llegar hasta el propio ministro de Justicia, miembro de la cartera gubernamental provincial.

En el caso del penal de General Al en donde fue entrevista a Martín Lanatta (condenado por el Triple Crimen de General Rodríguez), el director de comunicación, prefecto Gustavo Battista, depende directamente de la Jefatura de Servicio del SPB a cargo de María Florencia Piermarini, según indica la última información provista por la Guía Protocolar provista por el SPB. Lo que no quita además la participación de la Dirección General de Coordicinación, a cargo del Insp. Gral. Claudio Cardo, que también depende de esa jefatura.

A su vez, tanto Piermarini como Cardo responden directamente a la Subsecretaría de Política Criminal de la Provincia de Buenos Aires, organismo cuyo titular es César Albarracín. Albarracín es subordinado directo del ministro de Justicia Ricardo Casal, mano derecha del gobernador y precandidato presidencial Daniel Scioli, a quién este debió defenderlo en más de una ocasión, especialmente contra las embestidas del periodista Horacio Verbitsky por sus políticas provinciales.

Estos cuestionamientos fueron planteados este martes por la diputada nacional Patricia Bull. En diálogo con el programa Siempre es hoy, por Radio del Plata, a la legisladora se le consultó si esto podía resultar una “operación política” contra Aníbal Fernández para perjudicarlo en las elecciones. Pero Bullrich sorprendió con una teoría diferente.

"A mí me parece que es una operación del propio Gobierno (bonaerense). Porque si hace la entrevista en la cárcel... Si el Servicio Penitenciario Provincial permite esta entrevista en este tiempo... Yo fui Secretaria de Estado en Política Criminal pero no hubo una entrevista de este tipo que el funcionario político no se entere. El SPB no toma una decisión por sí misma", opinó.

Y lanzó: "Entonces, si entra Lanata a la cárcel unos días antes, bueno, miremos la connivencia, las internas curiosas del Frente para la Vict. Parece que se están tirando con todo, yo apuntaría para ese lado, por mi experiencia. Dejarte entrar a un penal, una semana antes de las elecciones, el Servicio Penitenciario Provincial tiene que haber llamado al Secretario encargado de cárceles del ministerio de Seguridad de la provincia, y éste le tiene que haber dado el ok. Te lo digo porque lo conozco bien".

La interna K explotó por los aires y se rompieron las reglas entre Aníbal y Domín

Respecto de la presunta autorización judicial adicional, Bullrich dijo: "Si lo autorizó una jueza, el Servicio Penitenciario puede decidir cómo y cuándo. Hay una causa, un financiamiento de campaña que aún no está claro, hay involucrados políticos potenciales en este tema de la efedrina, y esto tiene que ser investigado. Luego, la oportunidad, el momento, si fue una operación, y quién la armó, es una interpretración. Yo no puedo dejar de lado la participación de la provincia de Buenos Aires. Es mi mirada".

Y concluyó: "Reconozco que a una semana de una elección es un tema fuerte, que se podría haber hecho en algún otro momento".

El principal interesado en la situación de Aníbal es Julián Domínguez, quien, tal como informó ayer Perfil.com, desde su entorno se muestran entusiasm por el crecimiento que pueda tener el candidato a días de las primarias bonaerenses. "Aníbal está sacado porque sabe que pierde. Scioli gana con Julián y pierde con él. Vamos a ganar", reflejaron quienes participan de la campaña.

AUDIO (Gentileza Radio Del Plata):


Redacción de Perfil.com