Lluvias con tormenta fuertes o moderadas en la región
Temperatura:
20º
Ciudad:
Buenos Aires
domingo 23 de septiembre de 2018 | Suscribite
SOCIEDAD / trágico aniversario
miércoles 14 febrero, 2018

Fotos | A 30 años del femicidio de Alicia Muñiz a manos de Carlos Monzón

El 14 de febrero de 1988 el excampeón del mundo del boxeo arrojó a quien era su esposa desde el balcón de una quinta ubicada en el barrio marplatense de La Florida.

Galería de imágenes

por Florencia de Sousa


Fotogalería
Para condenarlo, la Justicia consideró los antecedentes de violencia de género que el deportista ejerció hacia otras mujeres. Foto: Cedoc

Se cumplen este miércoles 30 años del asesinato de Alicia Muñiz. El femicidio ocurrió el 14 de febrero en la ciudad balnearia de Mar del Plata. Por el hecho, su pareja y excampeón del mundo del boxeo, Carlos Monzón, fue condenado a 11 años de prisión. 

El crimen sucedió minutos antes de las 6 de la mañana del 14 de febrero de 1988, cuando Muñiz cayó en estado de inconsciencia del balcón en una casa del barrio La Florida, en Mar del Plata, luego de ser golpeada y estrangulada por el excampeón mundial de boxeo de la categoría mediano. Maximiliano Monzón, el hijo de ambos, quien por aquel entonces tenía 6 años, dormía en la misma habitación donde ocurrieron los hechos. 

La tarde anterior al trágico hecho, la mujer de 32 años regresó a la casa del boxeador con el pretexto de ir a buscar a su hijo, ya que estaban separados. Esa noche salieron a tomar algo afuera antes de irse con el menor y se mostraron públicamente juntos. De este modo anunciaron a su círculo de amigos íntimos la reconciliación. 

Al retornar a la vivienda, y según la versión de Monzón, comenzó una fuerte discusión entre la pareja por un tema de dinero de la cuota mensual que le daba por su hijo. El boxeador, en estado de ebriedad, comenzó a pegarle hasta que la modelo perdió la conciencia. Posteriormente la arrojó por el balcón

La víctima presentaba fracturas múltiples de cráneo, una lesión en el codo derecho y una fractura de la rótula izquierda. La imagen de su cuerpo fue tapa de diarios y revistas del momento. Tres días después del fatal desenlace, precisamente el 17 de febrero, los restos de la modelo uruguaya fueron sepultados en el panteón de Actores del cementerio de la Chacarita.

Juicio. El 26 de junio de 1989 se realizó en Mar del Plata el juicio por la muerte de Muñiz. Rafael Crisanto Báez, un cartonero que recorría el barrio la noche de la muerte de la mujer, y que fue alertado por los gritos de ella,  declaró ante la Justicia que Monzón tomó a Alicia del cuello y luego, cuando ella se desmayó, la arrojó desde el balcón “como una bolsa de papas”, se cambió el pantalón por un pijama y “se arrojó encima de ella”. 

Condena. El 3 de julio de 1989, Monzón fue condenado a 11 años de prisión acusado de haber asesinado a Muñiz. La Justicia consideró los antecedentes de violencia de género que el deportista ejerció hacia otras mujeres, como Mercedes Beatriz García, su primera mujer (más conocida como 'Pelusa') y Susana Giménez.   Otra prueba fueron las reiteradas denuncias que la víctima hizo en la comisaría, donde alegó que el boxeador le pegaba, la humillaba y la celaba. Cuando no aguantaba más se separaba de él, pero siempre regresaba.

Monzón murió el 8 de enero de 1995 tras volcar con su auto en la ruta Nº 1, cerca de la localidad de Santa Rosa de Calchines, a unos 35 kilómetros de Santa Fe, cuando regresaba a la cárcel de Las Flores, donde permanecía detenido; y donde por buen comportamiento gozaba del beneficio de las salidas transitorias los fines de semana.

La realidad vuelta ficción

"Cubrí para Página 12 el caso de Alicia Muñiz, soy de Mar del Plata y sé lo que fue ese año bisagra", recuerda Camilo Sánchez, autor del libro La Feliz, novela que parte de dos hechos que conmovieron a la ciudad balnearia en 1988, uno fue la muerte de la modelo uruguaya y otro; la del cómico Alberto Olmedo

"Lo que recuerdo es lo que motivó mi novela, que cuando se hizo la reconstrucción del hecho (del crimen de Muñiz) y que la revista Gente había contratado helicópteros para tener fotos aéreas y había como 500 personas en ese lugar, la calle Pedro Zani. Había personas que le gritaban a Monzón 'asesino, asesino' ; y otros que le gritaban 'dale, campeón', y yo sentí en ese momento que estaba viviendo una novela", agregó el fundador de la revista Libre. En esa misma línea, resume: "La noticia fue un estupor". 

"La única persona famosa que había visitado a Monzón en la cárcel fue Alberto Olmedo, y a las tres semanas se cae de un balcón el día que le anuncian que va a ser padre por sexta vez, en una noche alocada y aún llena de misterios", explica el autor. 

"Hasta el mundial de 1986, donde Diego Maradona se transforma en Maradona, durante casi quince años la figura más famosa de la Argentina en el mundo era Carlos Monzón. Pero sin dudarlo, ibas al exterior y era todo (Juan Manuel) Fangio y Monzón. Entonces los medios argentinos lo tratamos con muchísimo estupor, porque al principio él decía que se había caído con ella y enseguida se desestimó esa versión pero era lo que él decía, tardaron bastante los medios en que se les cayera la ficha", recuerda.

"En el libro hay dos engranajes ciertos, el femicidio de Monzón, la visita de Olmedo a la cárcel donde estaba detenido y la caída de Olmedo. Son tres elementos reales, y desde ahí estructuro el relato. El escritor español Enrique Vila-Matas dice algo interesante, porque sostiene que la vida no está guionada, no hay trama, la vida es un caos total donde suceden los hechos unos con otros y; de vez en cuando, un músico un pintor o un escritor logran una trama ahí en ese relato, arman un relato con ese casos y a mi me gusta pensarlo así", concluye el escritor.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4396

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.