PARADISEPAPERS PARADISE PAPERS

Islas Caimán, el paraíso del secreto donde el ministro Caputo manejó inversiones

El nombre del responsable de Finanzas del gobierno de Mauricio Macri figura entre la documentación filtrada.

PERFIL COMPLETO

Caputo en Nueva York. Viajó varias veces a esa ciudad para renegociar deuda pública y avanzar en un acuerdo con los fondos buitre.
Caputo en Nueva York. Viajó varias veces a esa ciudad para renegociar deuda pública y avanzar en un acuerdo con los fondos buitre. Foto:AFP.

Un archipiélago perdido en el mar Caribe es uno de los principales epicentros de las revelaciones de Paradise Papers, la filtración que pone en la lupa nuevamente a los paraísos fiscales. Las Islas Caimán son un territorio británico ubicado al noroeste de Jamaica, entre Cuba y la costa de Honduras, en el mar Caribe.

Las Caimán Son, además, el 5° territorio más opaco del mundo, según el Indice de Secreto Financiero (ISF) más reciente, publicado en 2015 y elaborado por la Tax Justice Network. Y también son el lugar donde el ahora ministro de Finanzas de Mauricio Macri, Luis Caputo, gerenció inversiones de millonarios entre 2009 y 2015, justo antes de asumir en la gestión pública, como reveló ayer la investigación Paradise Papers, que integra Perfil.

Entre los 13,4 millones de documentos obtenidos por el diario alemán Süddeutsche Zeitung y compartidos con el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), se encuentran los registros de comercio de 19 jurisdicciones secretas, entre ellas Islas Caimán. Allí, se inscribió el fondo de inversión Alto Global Fund, del que Caputo fue manager.

Según el Indice de Secreto Financiero, Caimán refleja un alto grado de secreto financiero: un puntaje de 65 de 100, donde 100 indica secreto total, según la ONG Tax Justice Network. Las cuatro jurisdicciones que están por encima de Caimán en el índice son Suiza, Hong Kong, Estados Unidos y Singapur.

La evasión fiscal, el lavado de activos y la corrupción son tres gérmenes que se reproducen con velocidad cuando los territorios como Caimán prestan sus servicios de secreto financiero. Los paraísos fiscales están en la mira de las organizaciones y alianzas internacionales, como la Conferencia Internacional de Transparencia Financiera, celebrada en Helsinki a fines de octubre, porque las reglas son las mismas para quienes utilizan estructuras offshore con fines legales o ilegales. Es en esos territorios donde más difusos se vuelven los límites entre la ley y el delito.

El ministro Caputo manejó el fondo de inversión Alto Global Fund, inscripto en las islas Caimán, y fue el administrador de Noctua Partners LLC, una gerenciadora de fondos de inversión de Miami con ramificaciones en Delaware, otra jurisdicción donde imperan el secreto y los beneficios fiscales.

Alto Global Fund es un hedge fund del conglomerado de Noctua dedicado a administrar inversiones de alto riesgo y alta rentabilidad en mercados emergentes por más de 100 millones de dólares, según medios especializados. Para poder invertir en este fondo, sus subscriptores debían aportar un mínimo de un millón de dólares.

Las inversiones se canalizaban en bonos. ¿Por qué un fondo de inversión que se nutre de dinero declarado y de origen legal necesita un territorio como Caimán para funcionar?

Consultado por el equipo argentino de Paradise Papers, Caputo minimizó el alcance de Alto Global Fund. “Era un fondo de inversión para friends and family (familia y amigos). Muy chiquito, para tener un vehículo institucional más redituable que si va un particular a una banca, donde la tasa es menos atractiva", dijo.

Caputo también su rol en el fondo de inversión de Caimán y en Noctua. “Yo era sólo un asesor financiero. Siempre fui manager, nunca me ocupé de los societario”, explicó Caputo al equipo argentino de Paradise Papers sobre su rol en la red de firmas. ¿Por qué manejaba un fondo de inversión en Caimán, una de las jurisdicciones más secretas? “Típicamente, todos los fondos de inversión se radican en Caiman. Todo fue totalmente en blanco y legal”, respondió. “Yo no hice inversiones en Noctua pero puede ser que algún familiar mío”, agregó.

Caimán “opera con considerable autonomía económica del Reino Unido, pero con un alto grado de apoyo y supervisión del Reino Unido”, según el último forme del ISF.

El último informe que el Indice de Secreto Financiero le dedicó a Caimán relata como en los últimos años, pasó de ser el paraíso fiscal asociado a una guarida de dinero ilegal para el contrabando de drogas y lavado de dinero y fue ascendiendo en la escala financiera mundial.

Hoy es uno de los centros predilectos de los fondos de inversión, especialmente los fondos de cobertura y alto riesgo (hedge funds) como Alto Global Fund. Caimán es una de las jurisdicciones preferidas de los principales bancos del mundo. Las Islas son particularmente requeridas por estadounidenses y europeos.

Es “el sexto mayor centro bancario del mundo, con activos bancarios por valor de 1,4 billones de dólares estadounidenses en junio de 2014; y hospeda más de 11,000 fondos mutuos y de otro tipo con un valor liquidativo de $ 2.1 billones. Tiene 200 bancos; más de 140 empresas fiduciarias (administración de numerosos fideicomisos y otros arreglos); y más 95,000 empresas registradas. Es de lejos el líder mundial domicilio para fondos de cobertura, y el segundo domicilio principal para compañías de seguros cautivas”, afirma el documento.

“Los peligros que emanan de Caimán ahora son menos sobre el lavado de dinero y criminal actividad - aunque alberga mucho de eso incrustado en su valor alto actividades - y cada vez más sobre los riesgos de estas actividades posar para la estabilidad financiera global y las finanzas públicas. A pesar de algunas mejoras en su secreto régimen, sin embargo, todavía ofrece muchos daños instalaciones de secreto, incluida una ley que puede conducir a los términos de la prisión no solo por la entrega información a partes no autorizadas, pero meramente para pedirlo”, puede leerse en el informe.